viernes 30 de septiembre de 2022 - Edición Nº1395

Lanús | 30 may 2021

EL PODER DE LA SUPERESTRUCTURA

Galdurralde detrás del milagro: un peronismo unido en Lanús

El funcionario de Lotería provincial tendría el apoyo de los intendentes. Tiene una agenda cargada en los barrios del Municipio. La idea de la superestructura es una cara nueva para enamorar a la clase media.


El peronismo de Lanús quiere revancha y empieza a perfilar a quien sería el candidato de la unidad para estas elecciones de medio término, y el nombre del elegido sería el director del Instituto Provincial de Lotería y Casino de la Provincia de Buenos Aires, Omar Galdurralde.  

El peronismo local sabe que hay circuitos que son esenciales como Gerli, Lanús Este, Oeste y Centro y Escalada Este y Oeste. Allí hay un caudal de votos que tal vez se pueda recuperar, pero, la mesa chica nacional sabe que para que eso suceda, necesitan una cara nueva y la imagen menos esmerilada es la del ex concejal, peronista, contador público e hincha fanático del Granate, Omar Galdurralde, quien asegura que conoce muy bien el territorio donde tiene su domicilio.

La decisión de la superestructura

Cuando el ex viceministro de Justicia de Nación, Julián Álvarez se quedó con la candidatura a intendente en 2015, la superestructura llamó al entonces intendente, Darío Díaz Pérez y le comunicó que no iba a tener el apoyo de los popes internos.

Y ahora, precisamente, esa misma superestructura  podría determinar que el candidato sería “Galdu”, como se lo conocen entre los más allegados.

LEER MÁS: Díaz Pérez: “Por no haberme puesto a la vista les fue muy mal en todas las elecciones”

El autor de esta candidatura, habría sido el mismísimo Díaz Pérez (hoy titular del PJ local), que alienta ahora un trabajo tendiente a conseguir los consensos necesarios hacía arriba. PDSur supo que Díaz Pérez habría tenido un encuentro con el ministro nacional de Hábitat, Jorge Ferraresi, y que el hombre fuerte de Avellaneda le habría indicado que “los intendentes ven con buenos ojos", al hombre del riñón de Martín Insaurralde”.

Un hombre bien ubicado en la superestructura del Frente de Todos (FdT) analizó lo siguiente: “Hay que ganar en distritos en los que el PRO es fuerte, donde se instala un voto independiente y de clase media, y la verdad que ahí no entra la ni la imagen de un piquetero ni de un gremialista”.

 

El PJ tiene que evitar el fracaso de Depetri

En las PASO del 2019, el FdT ganó en 10 de los 13 distritos lanusenses, pero a “a la hora de los bifes”, todo salió al revés y Néstor Grindetti, ganó también en 10 de 13 para quedarse con el poder local. Incluso en el bastión peronista de Monte Chingolo, aunque no ganó, pasó de 25% en agosto a 42.6% y lo mismo pasó en Villa Diamante y Jardín, donde había sacado un 27,7 % y terminó en las generales con más del 44 %.

Las razones del repunte de Grindetti pueden buscarse en la campaña electoral, pero es vox populi que el peronismo se atomizó a la hora de las urnas y que no existieron los apoyos necesarios para el candidato del peronismo, en algunos casos, por falta de empatía política y en otros casos por intereses propios. Esa teoría tiene su correlato en el mapa del peronismo del HCD donde la unidad es una utopía.

 

La instalación de Galdurralde

La estructura de Galdurralde ya está trabajando en el territorio. Si bien su imagen no tiene índices negativos de Depetri, que por debilidad política quedó sólo en las generales de 2019, se tendrá que hacer un trabajo fuerte de instalación.

Si se cumple la Ley de Reelecciones, Grindetti no podrá volver a ser candidato, por lo que habría una ventaja interesante para Galdurralde dado que se enfrentarían dos candidatos nuevos para la intendencia de Lanús.

Pero no hay 2023 sin 2021 y el peronismo tiene que pensar en el ahora. Para eso el trabajo de instalación ya empezó. “Galdu” milita la “unidad” y en los últimos días se reunió con dirigentes en el PJ local y fue recibido por el sindicalista y titular del Frente Popular Lanusense, Víctor De Gennaro. Aseguraron que el objetivo fue “consolidar la unidad del FdT”. De Gennaro sostuvo que sólo con lista única se podrá derrotar a Grindetti en 2021.

LEER MÁS: "Los peronistas de Lanús" apuntan a “la unidad” para recuperar el distrito para el PJ

También juegan en esta interna la ex funcionaria Lara Villalba, el diputado provincial y presidente del Club Lanús, Nicolás Russo y el dirigente social y director nacional de Agenda Política en Jefatura de Gabinete de Ministros, Agustín Balladares (Movimiento Evita).

 

La gestión Galdurralde

El funcionario ya está trabajando para Lanús y su gestión alcanza estándares importantes como la difusión de las obras que Provincia licitó para el Hospital Evita, la distribución de vacunas por parte del gobernador Axel Kicillof y por supuesto la gestión partidaria apuntada al Partido Justicialista.

La estrategia de campaña por el momento está apuntada a un perfil dialoguista. Claramente la confrontación no parece ser la bandera para pisar los territorios de la clase media y aún en barriadas donde la gente pide más soluciones que críticas al gobierno local.

La agenda de Galdurralde apunta a la constante visita a emprendimientos vecinales donde las necesidades trascienden a la grieta peronistas-antiperonistas, que fue la estrategia del fracaso en las elecciones pasadas.

Parece estar el candidato, parece estar la estrategia, parece estar la aprobación de arriba. Sólo falta por el momento cerrar los acuerdos a nivel local ya sea a través de las PASO o en una definitiva lista de unidad.

 

 

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias