sábado 02 de diciembre de 2023 - Edición Nº1823

Policiales | 21 nov 2019

ENTRADERA FATAL EN MÁRMOL

Condenaron a perpetua al “Uruguayo” Pinto por el crimen de Mariano Sartorato

Es el único detenido por la entradera fatal ocurrida en septiembre del 2017 en José Mármol. “Hoy empieza una nueva etapa en mi vida y puedo dormir en paz porque sé que se hizo justicia”, expresó a Política del Sur la viuda de la víctima, Carolina García.


El 22 de septiembre de 2017, Mariano Sartorato fallecía como consecuencia de un disparo en la cabeza que había recibido tres días antes, cuando trató de defender a su esposa de un intento de robo en frente de la casa donde vivía el matrimonio, en José Mármol. Ayer, más de dos años después, su familia pudo cerrar el capítulo más triste de su vida al escuchar el veredicto condenatorio contra el único detenido por el crimen.

Los jueces del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 3 de Lomas de Zamora sentenciaron este miércoles a la pena de prisión perpetua a Heriberto Osvaldo “el Uruguayo” Pinto, condenado por “robo doblemente agravado por su comisión con armas en poblado y en banda que concurre materialmente con homicidio agravado por su conexión con criminis causa, consumado mediante el uso de arma de fuego, en calidad de autor y portación ilegítima de arma de uso civil condicional”.

Emocionada por la resolución de la Justicia, la viuda de la víctima, Carolina García, expresó su alivio tras escuchar la sentencia: “Era la pena a la que apuntábamos. Hoy empieza una nueva etapa en mi vida y puedo dormir en paz porque se hizo justicia”, manifestó entre lágrimas a Política del Sur.

“Fue muy difícil estar sola todo este tiempo con los nenes. Aprendí a vivir el día a día, de saber que te caés todos los días y que te tenés que levantar y sonreír a la vida por tus hijos”, contó en la puerta de la sala donde se leyó la resolución de los jueces que decidieron por unanimidad la coautoría penalmente responsable del imputado.

Pinto, un hombre de 69 años de nacionalidad uruguaya, había salido de la cárcel tres meses antes del crimen de Sartorato, donde estuvo recluido por “robo calificado”. Pese a que es el único detenido que tiene la causa, habría actuado con la complicidad de otros dos sujetos que escaparon a bordo de un auto y nunca pudieron ser identificados.

“Me encantaría que sigan la investigación y los encuentren, pero sé que es muy difícil que eso pase y van a seguir estando prófugos”, lamentó García sobre el resto de los implicados en el hecho.

El proceso judicial arrancó el 5 de noviembre con la primera audiencia. Durante los alegatos de la semana pasada, la fiscal María Laura Alfaro solicitó la pena máxima para el acusado, mientras que la defensa pidió una condena menor.

En diálogo con este medio, la representante del Ministerio Público Fiscal consideró que “fue un fallo absolutamente fundado y muy sólido al que adhirieron los tres jueces del Tribunal”. “Estoy muy conforme porque, en definitiva, le impusieron la sanción más grave posible”, señaló Alfaro.

 

El caso

El hecho de inseguridad ocurrió el 19 de septiembre de 2017. Una familia de la localidad de José Mármol, partido de Almirante Brown, se disponía a celebrar el cumpleaños de su hijo de 5 años, pero lo que debió ser una noche de festejo, se convirtió en una pesadilla.

Sartorato, junto a familiares y amigos, esperaba la llegada de su mujer y sus dos hijos, cuando escucharon gritos en la puerta de la vivienda ubicada en la calle Frías al 1600. En el momento en que ella arribó con su vehículo e iba a ingresar, fue abordada por un grupo de delincuentes y pidió ayuda a los gritos.

Su pareja salió a socorrerla junto a su cuñado y su suegro, pero recibió un disparo en la cabeza que terminó con su vida cuando trataba de reducir al delincuente. Los agresores eran tres. Mientras dos permanecían en el auto, el tercero bajó con un arma de fuego a amenazar a la víctima.

Después del disparo, los cómplices huyeron, mientras que Pinto fue detenido por los vecinos que acudieron al lugar al escuchar los gritos de auxilio de la viuda y la detonación del arma.

La víctima, de 36 años, era padre de dos nenes y falleció después de tres días de agonía en la clínica Juncal de Temperley.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias