lunes 22 de julio de 2024 - Edición Nº2056

Avellaneda | 24 jun 2024

¿CUÁL ES EL JUEGO DE KICILLOF?

Los que manejan los hilos en la interna del PJ: ¿A quiénes le hablan Ferraresi y Mendoza cuando se pelean?

¿Qué reveló una nueva encuesta sobre quién sería el próximo líder del peronismo? El intendente de Avellaneda le retrucó a su par de Quilmes. ¿Qué dijo sobre La Cámpora? La interna está abierta. ¿Hubo un sector que manejó cajas millonarias en el gobierno de Alberto Fernández? ¿Quiénes quieren hegemonizar la lapicera?


Por: Ricardo Carossino

Luego de que la ex vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández instruyera a través de Máximo Kirchner a la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza para que le dijera “cagón” a su par de Avellaneda, Jorge Ferraresi, la interna dentro del peronismo quedó expuesta y alcanzó al gobernador Axel Kicillof, quien en modo General Perón puso paños fríos sobre las calenturas sin negarlas: “Con respecto a las diferencias que hay al interior de nuestro espacio la intención es lograr una unidad fuerte en base a puntos en común y en base a eso estamos trabajando permanentemente”, dijo en rueda de prensa.

 A pocos días de un gran acto que prepara Kicillof en la quinta de San Vicente, el debate interno del peronismo no da tregua y claramente tanto Ferraresi como La Cámpora son interlocutores válidos de CFK y los intendentes del conurbano bonaerense que pelean la lapicera para el 2025.

Cristina, dos veces ex Presidenta de la Nación jamás bajará a contestarle a un intendente, y Ferraresi lo sabe, conoce esos códigos que ahora resaltan los camporistas al criticarlo por “pisar territorios ajenos”, y según las fuentes consultadas de la militancia del jefe político del Avellaneda, “esos códigos no escritos, Ferraresi los viola justamente para dar un debate que no encuentra otro cause dentro del partido que preside Máximo”.

 “La única manera de resolver esto -dijo a Política del Sur una fuente ministerial del gobierno bonaerense – es ir a las urnas el 17 de noviembre y el que gane conduzca y el que pierda acompañe, pero ¿Cristina se va a bancar ser furgón de cola si Máximo pierde?”.

Una fuente camporista de la Primera sección que habló con este medio opinó que alguien tiene que ordenar el tablero y que Cristina podría ser esa prensa de unidad, aunque sabe que muchos intendentes y gobernadores peronistas arrimados a Javier Milei por conveniencia no lo aceptarían.

La idea de La Cámpora, según expresó este concejal de la Primera Sección Electoral es que Cristina conduzca el PJ nacional, pero duda que termine de ordenar el tablero porque siente que hay un fuerte sentimiento anticámpora instalado.

 Precisamente, lo que Ferraresi planteó, así como antes lo hizo su par de Echeverría, Fernando Gray, es que con Cristina en un lugar de poder interno, la lapicera la tendría nuevamente su hijo, el presidente del PJ provincial, a quien quieren sacar de ese lugar lo antes posible.

El intendente de Avellaneda llegó a Lanús luego de que el jefe comunal le pusiera una carrera de obstáculos, como reveló PDSur, cuando el club Juncal le cerró las puertas en la cara por miedo a las represalias del camporista Julián Álvarez que como Mendoza actúa por cuenta y orden de Cristina y Máximo.

Ferraresi bajó y le tiró el vale 4 a la piba de Quilmes que lo trató de cagón, pero sin subirla al ring por dos razones de peso. Una para no subirle el precio y la otra para no ser tratado de machirulo.

Pero la mayor razón de todas es que ni Mendoza le habló a Ferraresi, ni tampoco el intendente de Avellaneda le habla a su par de Quilmes. La Cámpora le habla a Axel Kicillof y el gobernador habilita a Ferraresi para que le hable a Cristina/Máximo.

Y así como Mendoza mandó un mensaje per saltum al gobernador Kicillof, ahora Ferraresi le habló a CFK cuando cambió de club en Lanús y le pisó otra vez el territorio a Álvarez. Luego de blanquear la pata que le metió el intendente camporista dijo: “Escuchaba a alguien que decía que lo que hacemos nosotros va a traer consecuencias (por Mendoza/CFK). Y son las consecuencias que estamos buscando. Nuestra realidad es que del 2009 al 2023 se perdieron seis elecciones y si no somos capaces de analizar el porqué, es muy difícil que podamos construir un triunfo electoral”.

El mensaje tiene una sola destinataria y no es Mayra Mendoza porque fue el kirchnerismo ortodoxo + CFK quienes armaron las últimas ocho estrategias electorales de las que seis se perdieron contando la elección de Daniel Scioli y de Sergio Massa, pasando por Alberto Fernández a quien La Cámpora/CFK le dieron la espalda luego del acuerdo con el FMI, pero que no se fueron del peronismo y siguieron manejando la lapicera y es lo que Ferraresi/Kicillof reclaman.

 En ese sentido Ferraresi no ocultó la protesta cuando puntualizó sin mencionar a La Cámpora que la culpa es de “un sector que pretende tener la hegemonía de las decisiones políticas”.

El ex ministro de Hábitat de la Nación aprovechó, por si a alguien no le quedaba claro, para hacer enumerar los errores de CFK y mencionó que “el candidato era el proyecto” cuando pusieron a Daniel Scioli, que le pifiaron al romper el peronismo en 2017 porque no le dieron una interna a Florencio Randazzo y que se enteró por televisión que Alberto Fernández era el candidato a Presidente en 2019 y en ese raid de recuerdos denunció a “sectores opositores dentro del Gobierno (de Alberto Fernández) que manejaban las cajas más importantes”.

 Y para cerrar el mensaje a CFK dijo en Lanús: “Y (en 2023) otra vez tuvimos que elegir un candidato y vino alguien que escribe música y puso una segunda estrofa a una canción que ya conocías. Una canción que decía ‘no pasa nada si todos los traidores se van con Massa’ y la segunda estrofa fue (Sergio) Massa presidente. La gente no entendió nada”.

Desde ahora, cualquier declaración ya sea de un intendente de La Cámpora que conteste lo hará obviamente con el aval de la ex vicepresidenta de la Nación que intenta ordenar el tablero, al mismo tiempo que manda a contestar, mostrándose sobre la interna y peleando con el Presidente de la Nación, que es la misma estrategia de Kicillof que quiere ser el principal candidato opositor.

Esto último fue lo que reveló una muestra de alcance nacional de la encuestadora El Sondeo de Manuel Zunino ya que ubica al gobernador bonaerense, dentro del peronismo como el más elegido para enfrentarse a Milei.

Sobre imagen y liderazgo en los primeros tres lugares aparecen la vicepresidenta Victoria Villarruel con un 50,4 por ciento de imagen positiva, Milei con un 49% y la ministra Patricia Bullrich con un 45,1%. Kicillof está cuarto con el 41,9 por ciento, seguido por Cristina con el 39,3 por ciento y de Leandro Santoro con el 38,7. Martín Lousteau aparece al fondo de la tabla, con un 24,5 por ciento. Y sobre la pregunta ¿quién cree usted que debería ser el principal referente opositor a Mieli?, la respuesta fue clara: Axel Kicillof salió el principal elegido con el 31,5%, seguido por Santoro (17,6%), Massa (15,3%) y Juan Grabois (12,5%).

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias