viernes 17 de mayo de 2024 - Edición Nº1990

Provincia | 7 may 2024

EL PELIGRO DE GOBERNAR SIN PLATA

Milei no se cae: qué planean Larroque y Bianco para Kicillof

La imagen del presidente sigue alta. ¿Quiénes lo sostienen? Dentro del peronismo reina la confusión ideológica y la desorientación organizativa. Un nuevo espacio quiere apretar el acelerador de Axel/27. ¿Cuál es la nueva fecha clave? ¿El último discurso de CFK aportó algo? ¿Quién ganaría en una interna Kicillof vs CFK?


Por: Ricardo Carossino

El peronismo esperaba que el presidente Milei para mayo ya tuviera una imagen en franca decadencia y que estuviera por debajo del 30%, pero sorprendentemente eso no pasó. Los porcentajes a favor del libertario, si bien no crecen, se mantienen estables, sostenidos, obviamente por la gran oposición al kirchnerismo que aglutina todo lo que está en la vereda de enfrente de lo nacional y popular.

Esta increíble realidad se reafirma, por ejemplo, sobre un estudio hecho por la consultora Equipo Mide. El muestreo se compone de 2.217 casos y la encuesta se realizó entre los días 15 y 22 de abril, posterior a los impactos de los aumentos en las tarifas de servicios públicos, transporte y prepagas, pero anterior a la marcha de los universitarios. De esta muestra se desprende que el apoyo al Gobierno es del 49%, contra un 51% que lo rechaza por lo tanto la polarización sigue rigiendo el destino de los argentinos.

También es cierto que la misma encuestadora determinó en ese estudio que el gobernador Axel Kicillof es en el peronismo de la Provincia de Buenos Aires el que mejor mide por lo que poco y nada tendría para hacer la alicaída Cámpora de Máximo Kirchner, salvo alinearse, disparar fuego amigo o romper con el Justicialismo de los barones de conurbano. 

Al comparar los resultados de las consultoras Equipo_MideRDTProyección, Opina ArgentinaZuban CórdobaGiacobbe y D'Alessio IROL - Berensztein, el Gobernador bonaerense superó en imagen positiva a Cristina Fernández de Kirchner. En los 7 estudios comparados, la imagen positiva del mandatario provincial oscila entre el 31% y el 42%, mientras que la de la ex Presidenta de la Nación está entre el 20% y el 38%. En promedio, los separan 5 puntos de valoración (35% contra 30%).

Incluso Jorge Giacobbe, uno de los analistas más anti-kirchneristas de la actualidad política, reconoció el crecimiento de Kicillof. En una pregunta que va en línea con la fantasía de una oposición fragmentada, el consultor consultó: "Si Axel Kicillof se abriera del kirchnerismo, ¿vos qué decisión tomarías?". Las respuestas revelaron una notable intención de voto para el gobernador. Mientras el 10,6% votaría al candidato elegido por la vicepresidenta en una hipotética interna, el 20,3% apoyaría a Kicillof.

Los tiempos que podrían haber calculado dentro del peronismo oficial parado en la vereda de enfrente de La Libertad Avanza, cambiaron, la calma dentro del movimiento que ahora preside Gildo Insfrán tendría que haber llegado con la supuesta furia popular por el brutal ajuste del Gobierno nacional, pero a menos que la CGT capitalice ese descontento, los muchachos peronistas están ocultos detrás de sus bancas, mientras un puñado de intendentes se juega una partida aparte alentando la figura del gobernador.

Ya no le alcanza al peronismo con esperar un traspié de Milei, que bajó apenas su exposición pública en cuanto a pelearse con artistas, pero que sigue manteniendo su extraño plan de gobierno con el DNU vigente al que se lo considera inconstitucional (y lo es), pero que sobrevive gracias al otro sector opositor al kirchnerismo que es el partido judicial de los supremos.

Ley Bases o no Ley Bases, Milei no se cae por ahora y así como había gurúes que pronosticaban una caída en marzo, otros en abril, alguno en mayo, los más optimistas opositores en julio, la verdad es que todo apunta a que el primer año del presidente será satisfactorio para su enorme ego.

Estados Unidos lo apoya, no le molestan las locuras de este personaje, en tanto la situación social esté controlada gracias a la polarización. En todo caso, si bien algunos esperan una gran sequía de divisas, lo más sensato sería esperar que ante un posible naufragio de la LLA, el FMI le mande un barco de salvataje con un conteiner de dólares y todo siga como hasta ahora.

¿Qué hacer se pregunta el único espacio opositor a Milei con capacidad electoral y de poder? Todo parece indicar que hay tres posturas bien definidas: los que discuten un peronismo sin Cristina Fernández, los que proponen un peronismo con todos adentro, pero sin el liderazgo de la ex presidenta de la Nación, los que quieren un peronismo kirchnerista ortodoxo con Cristina/27 y los que se cansaron debatir este tipo de axiomas y desplegaron las velas en otro rumbo, como los ministros Andrés Cuervo Larroque y Carlos Bianco.

Si bien la idea de “Kicillof Presidente” venía armándose por parte del Grupo Ensenada con Mario Secco, Jorge Ferraresi y Fernando Espinoza (otrora ultra cristinistas), la verdad es que la velocidad con que se está armando el espacio es lenta y terminan corriendo detrás de Milei.

Reuniones, fotos, charlas, apoyos, sonrisas, multipartidarias, debates, filosofías, críticas a Milei, pensamientos futuros, y en el mientras tanto, el votante, la gente de a pie, las barriadas, esperan acciones concretas ante los tarifazos, la inflación, la entrega de la soberanía y la destrucción de un sentido cultural argentino.

¿Dónde está el movimiento que empuja, que presiona, que incomoda, que rompe con el estatus quo, que conduce al pueblo?: no aparece. Los líderes del peronismo no pueden dar la cara en las marchas populares porque perdieron una elección clave y en su momento no supieron, no quisieron o no pudieron crear un sentido que superara al kirchnerismo y convenciera a la gente de que Milei era peligroso para la creación de un Estado benefactor.

Por eso, la repentina movida de Larroque y Bianco, quizás venga a poner un poco de pimienta a un peronismo que está padeciendo el síndrome de la desorientación. Estos dos dirigentes encabezaron el lanzamiento del espacio "Patria y Futuro", referenciado en Kicillof, quien sigue buscando volumen político para tratar de consolidarse como el principal dirigente opositor.

En el lanzamiento, el ministro de Gobierno remarcó que “es con todos y todos con Axel”, y llamó a “construir una alternativa nueva, lo más amplia posible” para enfrentarse al gobierno que encabeza Milei. Entre tanto, al tomar la palabra Larroque enfatizó que “un panelista de televisión es Presidente”, y remarcó que el libertario “aboga por ciertas supersticiones económicas muy complejas”.

Precisamente, y con respecto a la pérdida del rumbo del peronismo, Larroque ya declarado enemigo de La Cámpora, afirmó: “Si gobierna Milei, tenemos que hacer una autocrítica”. Y consideró que “es difícil hacer política sin generosidad”. En este contexto, reflexionó: “¿Cómo vamos a hacerle frente al poder, con todo el entramado del Gobierno nacional, si estamos en la jugada corta, la chiquita, en una foto?”.

Hay apuro, y no sólo porque la imagen de Milei no cae y se sostiene gracias a sus aliados radicales y macristas, sino porque la gestión del gobernador corre el riesgo de seguir sufriendo la falta de recursos para mantener sus políticas, como la exitosa Cuenta DNI que ya bajó de manera importante los beneficios a la mitad.

Ante una gestión sin dinero, el peligro de caerse mientras gobierna está a la vuelta de la esquina y los ministros que lo acompañan saben que sin plata no se puede seducir al 51% que se opone al libertario y mucho menos al 49% que apoya a un presidente que decidió crear una base de representación afirmando que “no hay plata”.

El rol de Larroque es clave en este andamiaje. El funcionario es uno de los que articula la mesa política de Kicillof. Empezó a juntar a organizaciones kirchneristas que hoy confluyen en la figura del gobernador. Apuestan a que el mandatario conduzca el proceso.

“Tenemos que agrandar la base, meter a Axel en la cabeza de más gente, mostrarlo como un presidente, pero es difícil porque no se puede exponerlo mucho, sobre todo siendo gobernador, pero apostamos a que sea él el que conduzca”, dijo a Política del Sur una fuente ministerial bonaerense.

En ese “ensanche de la cancha” la CGT juega un rol fundamental y eso se tradujo en un encuentro con Kicillof. Según la fuente consultada por este medio, en los ámbitos operacionales del proyecto Axel/27, se habría conseguido el encolumnamiento de 75 mil delegados sindicales que están esparcidos por la provincia de Buenos Aires.

El armado del Grupo Ensenada, la CGT y los espacios kirchneristas referenciados en Larroque y Bianco, se mostrarán el próximo 18 de mayo. Esta semana que inicia se definirá la locación del encuentro que promete ser multitudinario y esta vez sí tendrá a Kicillof arriba del escenario y como orador.

Cómo dijo la fuente consultada por PDSUR: “El acto de Ensenada y de Avellaneda iba a ser una suerte de lanzamiento de Axel como líder, pero la quilmeña (por Mayra Mendoza) por orden de MK (por Máximo Kirchner) armó la salida de la jefa (por Cristina Fernández) para marcar la cancha, pero no le salió como esperaban y sólo creó más antinomias internas contra La Cámpora”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias