viernes 21 de junio de 2024 - Edición Nº2025

Policiales | 4 abr 2024

RECLAMO

Convocan a una marcha para pedir justicia por el prefecto asesinado

Carlos Loira fue atacado por delincuentes durante un intento de robo cometido la semana pasada. Familiares y vecinos piden la detención de los autores del hecho y seguridad en el barrio.


Familiares y amigos de Carlos Loira, el oficial de Prefectura Naval Argentina (PNA) asesinado durante un intento de robo en Villa Fiorito, convocan a una marcha para pedir justicia por el hecho de inseguridad ocurrido el 25 de marzo.

La actividad será este viernes, con una movilización a partir de las 20.30 desde Bucarest 119 hasta la calle Morazán, en frente del colegio San Martín, donde se prevé la concentración principal para visibilizar el reclamo, que tiene como consigna principal pedir la detención de los asesinos, aunque también exigir seguridad.

"Queremos que se haga algo, que haya justicia por la muerte de mi cuñado", indicaron a Política del Sur desde el entorno familiar del hombre, que fue asesinado a tiros.

El crimen del prefecto fue cometido por una banda de delincuentes que en su mayoría siguen prófugos, a pesar de que habrían sido identificados por las cámaras de seguridad que registraron el episodio delictivo.

Un sujeto llamado Lucas Matías Pogonza fue apresado la semana pasada en la zona conocida como Villa La Cava, de Fiorito, donde lo redujeron para llevarlo esposado a la dependencia policial local, donde quedó a disposición de la Justicia.

La captura de Pogonza fue un rápido avance en la causa. Sin embargo, falta todavía dar con el paradero de los otros dos: ambos, conocidos con los alias de "Tarta" y "Pulguita", permanecen fugitivos y son intensamente buscados.

Crimen del prefecto

El crimen ocurrió alrededor de las 22 del lunes 25 de marzo entre las calles de Mario Bravo y Bucarest, donde el hombre se encontraba en medio de un reparto de mercadería de productos de su verdulería cuando fue interceptado a punta de pistola por los asaltantes, quienes se interpusieron en su camino con un auto Chevrolet Corsa gris.

En ese momento, quiso defenderse utilizando su arma reglamentaria, pero los ladrones gatillaron primero y lo fusilaron. Como consecuencia de las detonaciones, se solicitó la asistencia del 911, pero los atacantes escaparon sin concretar el robo de la camioneta Renault Duster. Fue la propia esposa del hombre quien lo llevó al hospital, donde llegó sin vida.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias