domingo 14 de abril de 2024 - Edición Nº1957

Gremiales | 18 mar 2024

CONFLICTIVIDAD

Pablo Moyano consideró al nuevo secretario de Trabajo “antiobrero y antisindical”

El líder de la CGT apuntó contra los antecedentes de Julio cordero, que la semana pasada se convirtió en el titular de la cartera laboral ante la salida de Omar Yasin. Además, criticó los elogios presidenciales ante el nuevo índice de inflación.


El secretario general adjunto de la Confederación General del Trabajo (CGT), Pablo Moyano, se refirió a Julio Cordero, quien será designado al frente de la cartera laboral nacional en lugar del despedido Omar Yasín, y lo definió como “antiobrero y antisindical”. Además, aseguró que la central adherirá al próximo paro docente. Además, tras la publicación del 13,2 por ciento de inflación durante febrero, Moyano criticó los festejos del Gobierno nacional al señalar que se trató de un “dibujo que hizo Lavagna en el INDEC” y aseguró que “no ven el daño que están provocando”. También afirmó que el presidente “vive en su propia realidad” y que “se ha radicalizado contra el trabajador”.

 

En ese sentido, el dirigente de Camioneros no dudó en oponerse a Julio Cordero, quien será el próximo secretario de Trabajo: “Es antiobrero y antisindical”, afirmó en declaraciones radiales. “Seguro quiere una reforma laboral y acabar con las organizaciones sindicales, que es la obsesión que tiene este gobierno”, advirtió. “Dije que la reforma laboral del DNU la había escrito Paolo Roca y hoy uno de sus funcionarios va a llevar la Secretaria de Trabajo donde va a intentar pulverizar los convenios colectivos”, destacó Moyano, ya que Cordero se desempeña en el departamento jurídico laboral de la compañía Techint.

Por su parte, Moyano destacó que la conducción de la central apoya el paro que van a anunciar las organizaciones sindicales docentes, tras el nuevo fracaso en la paritaria nacional. El mismo se suma a los metalúrgicos y camioneros, que están en alerta y movilización por la no homologación de las peritaras. “Esto va a terminar en una gran jornada de lucha”, auguró el sindicalista, quien señaló que en el consejo directivo de la CGT, “algunos queremos llevar adelante un paro general o una gran marcha federal”. Por lo pronto, destacó que “el 24 vamos a marchar para repudiar la dictadura y este modelo económico”.

 

Por último, le pidió a los diputados que “rechacen de una vez por todas el DNU” y afirmó que “hay una clara intención y decisión de votar en contra”. Sin embargo, se mostró a la expectativa de “ver si el circo del Pacto de Mayo hace que se volteen o no, no se tienen que dejar apretar”.

 

Encuentro de la CATT

 

En tanto, el secretario general de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT), Sergio Sasia, convocó para mañana martes a los gremios que integran la organización a un encuentro para analizar el actual contexto político, económico, gremial y social, el impacto del Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) 70/23 en las diferentes actividades y la situación de las negociaciones paritarias.

El también titular de la Unión Ferroviaria (UF) explicó que la organización gremial analizará una variada agenda de temas, como el contexto político-gremial y económico-social, el impacto del DNU -rechazado anoche por el Senado- en las diferentes actividades, la situación de las negociaciones paritarias y el temario a tratar en el plenario nacional convocado para el 26 de marzo en el predio del gremio taxista.

 

A su vez, el titular de la Asociación Argentina de Aeronavegantes (AAA) y secretario de Prensa de la CATT, Juan Pablo Brey, informó este viernes que los trabajadores del sector realizaron este mediodía una “asamblea sorpresiva” en el contexto del plan de lucha gremial determinado por la organización. Los aeronavegantes deliberaron en el aeroparque metropolitano Jorge Newbery en el contexto de una “asamblea sorpresiva” y el vigente estado de alerta y movilización del sindicato por variadas reivindicaciones, entre ellas la salarial, lo que provocó demoras en algunos vuelos.

 

El plan de lucha fue aprobado hace algunos días por una asamblea extraordinaria del gremio, al igual que el estado de alerta y movilización, por lo que las asambleas sorpresivas continuarán”. El dirigente explicó que las asambleas sorpresivas e informativas fueron convocadas porque “los trabajadores sufrieron la licuación del 83 por ciento de su poder adquisitivo salarial en solo tres meses”. “Se requiere una urgente recomposición de los ingresos, a lo que el Gobierno se niega, además de las amenazas que existen sobre la industria y los puestos de trabajo”, puntualizó el sindicalista. 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias