jueves 29 de febrero de 2024 - Edición Nº1912

Provincia | 31 jul 2023

Interna provincial

Dudas en el larretismo por el arrastre de Santilli

El jefe porteño busca denodadamente que su candidato a gobernador lo impulse en su lucha con Bullrich aunque los alcaldes aliados sostienen en privado que es probable que el Colo termine arrastrando hacia abajo. Grindetti a contrarreloj busca instalarse como el candidato de la Piba y apuesta al no corte de boleta.


Por: Federico Cedarri

En Juntos por el Cambio están expectante de que los triunfos provinciales resonantes como el de Santa Fe puedan generar un efecto cascada que decante sobre la provincia de Buenos Aires y ayude a destrabar la puja abierta y pareja que los números le marcan con el gobernador Axel Kicillof.

No obstante, son consciente de que primero deben discernir la interna en territorio bonaerense donde si bien Diego Santilli saca una ventaja sobre el bullrista Néstor Grindetti lo que se busca es que el 13 de agosto las dos posturas se muestren unívocas y sin recelos.

El Colo está convencido de que ganará la interna con el apoyo del conurbano, confía en que su compañero de fórmula Gustavo Posse y Diego Valenzuela le asegurarán amplias adhesiones en el corredor norte y oeste del Gran Buenos Aires. “La ventaja que sacaremos en el conurbano con el apoyo de Gustavo, Diego y Evolución en la zona sur será decisiva”, sueltan a PDS cerca del candidato larretista.

Santilli ausculta permanentemente el pulso de las secciones electorales y hace cálculos, si bien sabe que en el interior es probable que Grindetti lo aventaje por un puñado de puntos por el peso del aparato radical bonaerense ligado a Maximiliano Abad, apuesta a la territorialidad de los alcaldes aliados como el platense Julio Garro, el olavarriense Ezequiel Galli  y el juninense Pablo Petrecca.

El candidato a gobernador por el larretismo prefiere confrontar directamente con Axel Kicillof y casi no se refiere a su contrincante interno, en las recorridas hace hincapié en su gestión al frente de la seguridad porteña consciente de que esa problemática es muy permeable en el conurbano y luego de la inflación es lo que más aflige a sus habitantes: “Hay que exponer trabajo y no confrontación”, admite un legislador provincial que trabaja cerca del Colo.

Santilli tiene a su favor el ya haber hecho una campaña, la de medio término del 2021, que no solo le permitió instalarse en el electorado bonaerense sino que también ganó la compulsa por un puñado de votos.

Es por eso que Larreta que lo instó hace dos años a correrse hacia la arena bonaerense ahora necesita imperiosamente de su delfín para sacar una ventaja a Bullrich.

Santilli es quién, según los focus group, aparece como el candidato que genera mayor antagonismo con Kicillof y es por eso que el Pelado mandó a pintar con rojo y amarillo el sector de la boleta que contiene al Colo.

La apuesta de Larreta es que su candidato a gobernador pueda arrastrarlo hacia arriba y lo ayude a pelearle palmo a palmo la provincia a Patricia Bullrich, aunque algunos intendentes aliados al larretismo sostienen en privado que lo más probable es que el arrastre del Colo los termine beneficiando a ellos y sea neutro hacia la candidatura presidencial.

El alcalde porteño trata de subirse a casi todas las recorridas de Santilli en el Gran Buenos Aires prisionero de la importancia que tiene la provincia para dirimir su puja con el bullirsmo.

Grindetti barre la provincia con Bullrich

El lanusense Néstor Grindetti necesita imperiosamente trasladar al electorado la asociación de que es el candidato de Patricia Bullrich que es hoy, según los números que manejan en el laboratorio de la Piba, quién mejor mide en la provincia en la esfera de la coalición opositora.

De hecho, en los spots la candidata presidencial insiste hasta el cansancio aclarando que el lanusense es su representante bonaerense. “Se está de a poco instalando que Néstor es el candidato del espacio, apostamos a que el votante que quiere votar a Bullrich meta la boleta completa”, explica a PDS un referente bullrista.

No obstante, la Piba despliega una intensa agenda en la provincia de Buenos Aires descuidado quizás otras jurisdicciones, aunque en su entorno entienden que se hace necesario reforzar el distrito que contiene a casi los dos tercios del padrón.

En el bullrismo tienen a Santilli primero cuando se mide solamente a gobernador pero aseguran que la diferencia se ha achicado notoriamente desde el lanzamiento de la campaña: “Estamos en el margen de empate técnico", señalan.

En el campamento provincial de la Piba descreen de los cortes de boleta voluminosos a la hora de la elección: advierten que es muy marginal la diferencia entre los distintos cuerpos de la boleta en el conteo final.

También entienden que es una quimera del larretismo pretender que el tramo de Santilli empujará a Larreta: “Es mucho más probable que Patricia lleve a Grindetti a ganar la interna en la provincia a que Santilli lo eleve a Larreta”, analiza un diputado provincial que trabaja para el triunfo interno del actual presidente de Independiente.

Lo que si acapara la atención en el bullrismo es la metamorfosis en el comportamiento de Javier Milei respecto a Pato. El libertario ha comenzado a atacarla furibundamente responsabilizándola de una campaña sucia en su contra como la hipotética compra de candidaturas.

En rigor, lo que parecería estar aconteciendo es un intento de Milei por escamotearle algún punto que otro a la Piba en lo que respecta a su voto duro.

En la lucha a brazo partido con Santilli sería un inconveniente para Grindetti perder puntos por derecha que puedan desplazarse hacia la candidata del economista porteño, Carolina Píparo: “Con Patricia jugando fuerte en la provincia se le va a complicar a Milei esa estrategia”, se tranquilizan cerca del candidato a gobernador.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias