domingo 14 de abril de 2024 - Edición Nº1957

Provincia | 9 jun 2023

EL ATAQUE DE LA CANOSA

Malena: la nueva dama que todos quieren y ya está en el ojo del huracán electoral

Supo enfrentar a Scioli, cruzó a Buryaile por el tren de Mercedes y ahora defendió a Kicillof contra Valenzuela. La piden como vice en Provincia, pero ella se lanzó en Tigre. Su exposición crece exponencialmente en los medios.


Por: Ricardo Carossino

Desde hace un mes el nombre de la titular de Aysa, Malena Galmarini, suena en todas las fórmulas. Ya Política del Sur, hace dos semanas, la había mencionado como probable acompañante en la fórmula de Axel Kicillof.

La última noticia de esta dirigente tuvo que ver con la operadora mediática del PRO, Viviana Canosa, que tuvo un ataque verbal de puro perfil machista al tratarla de "la reina de la canilla" y opinar que tiene el cargo en Aysa "gracias a su marido". Galmarini le respondió por twitter: "Te digo, ¡amé la reina de la canilla! Habla del enorme trabajo que hicimos estos casi 4 años". 

Este objetivo de la dirigente mediática del macrismo no es casual. En política, cuando pegan es definitivamente para desgastar, para esmelirar, o para subirse a un ring y ganar algún rédito mediático. Malena Galmarini parece que garpa. 

Como se sabe, el gobernador de la Provincia de Buenos Aires, públicamente subió a su fórmula a Verónica Magario, pero nada es seguro por estos días, ni siquiera la reelección de Kicillof, que se menciona como prenda de unidad en una candidatura a Presidente.

Y Galmarini es también prenda de unidad, pero para que Sergio Massa permanezca en el Frente de Todos. Pocas horas antes del mega acto del Frente Renovador, la presidenta de la Cámara de Diputados, Cecilia Moreau dejó caer una granada.

La hija del diputado Leopoldo Moreau que también suena como candidata a vice en Provincia, y recientemente se cruzó con la ministra Victoria Tolosa Paz, dijo: “Creo que es posible que haya una reconfiguración política del Gobierno. Lo veo a Sergio muy cansado de tanta presión, de tanto esfuerzo y de la incomprensión que hay por parte de algunos dirigentes de nuestro espacio”.

Una fuente consultada del massismo de Morón, admitió el enojo de Massa y apoyó las declaraciones de Moreau quien agregó: “No puede ser Ministro de Economía de un Gobierno que  está tirando por los medios barbaridades en una PASO cuando la estabilidad económica está en riesgo”.

El ministro se guarda, intenta no exponerse demasiado en cuanto a peleas y declaraciones, en tanto no tenga todas las cartas que quiere para jugar. Pero su esposa se expone sin tapujos y confronta más con Juntos por el Cambio que con Alberto Fernández.

Es un dato, señalan del massismo y arriesgan: “Hay muchos en el FDT que a Malena la ven como intendenta de Tigre, como vicegobernadora y como vicepresidenta. La verdad es que puede ocupar cualquiera de los tres lugares. Tiene la experiencia, la capacidad y, sobre todo, el respaldo de toda una fuerza política propia”.

Ella, mientras tanto, se lanzó en su Municipio: “Como dice nuestro slogan de campaña,  Tigre quiere más. Vamos a desarrollar una plataforma digital con el 100% de las obras publicadas y georreferenciadas. Ese va a ser nuestro primer paso”, afirmó, Galmarini hace unos días.

Para las ambiciones del Frente Renovador, la aspiración de máxima es sin lugar a dudas llegar a ocupar el sitial preferencial de un Sergio Massa Presidente de la Nación luego de tantos años de construcción de poder. Pero habrá que ver si lo logra.

Scioli siempre fue una piedra en el zapato de Massa. Las críticas al motonauta por parte del FR han sido furiosas. Es de manual que el ex gobernador le pelea la misma clientela al ministro, tanto en electorado como en cuanto al sector industrial. No se complementan. Se chocan.

De todos modos, para saldar las contingencias ante una PASO, para el massismo, tener a Malena en una fórmula quizás podría ser causal de permanencia en el FDT. Sería la prenda de unidad y en esa dirección, comienza a cultivar un perfil público de exposición muy fuerte, por lo que no sorprendería que esté en una candidatura, próximamente.

Malena es conocida por ser una dirigente política de armas tomar a la hora de discutir. Es recordada por esmerilar a Scioli en medio de la campaña presidencial de 2015, cuando lo catalogó de “dañino”, en pos de defender al entonces también candidato Sergio Massa.

Ahora, el primer encontronazo que eligió para subir al ring fue hace semanas con el ex ministro de Agricultura de Mauricio Macri, Jorge Buryaile. La presidenta de Aysa, cruzó al actual diputado de la UCR por Formosa, por declaraciones que vertió respecto a la inauguración de 15 Kilómetros de vía férrea.

“Me llama la atención que un viejo dirigente político no pueda ver la humedad en los ojos de los vecinos de Mercedes y Tomás Jofré”, dijo la hija del Pato Galmarini. Buryaile había dicho: “Toda esta parafernalia y esa emoción por 15 kilómetros de vía férrea, es una joda. Falta la inauguración de una canilla y hacemos bingo”.

La reciente pelea fue con el intendente de Tres de Febrero, Diego Valenzuela. El jefe comunal del macrismo cercano a Horacio Rodríguez Larreta, se molestó porque el gobernador no lo invitó a un acto de inauguración de cloacas en Pablo Podestá.

Kicillof no le contestó y quien recogió el guante fue Galmarini. La discusión fue larga en las redes y Valenzuela le sugirió a la esposa de Massa que le mandara un mensaje al gobernador. Entonces ella soltó la amenaza: “Diego, no me hagas subir el chat de mi secretario con tu secretaria”.

Sin lugar a dudas, no sorprendería que las próximas dos semanas el nombre de Malena aparezca más seguido en los medios de comunicación. Estos dos enfrentamientos, realmente, tuvieron una insólita repercusión en los medios hegemónicos, con lo cual, es de manual que le suben mucho el precio, como si se tratara de una candidata nacional.

 

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias