viernes 21 de junio de 2024 - Edición Nº2025

Temperley | 14 may 2023

EL GASOLERO Y SU BRONCA EN PARANÁ

Temperley cayó ante Patronato víctima de un mal arbitraje y errores ajenos

El Gasolero perdió ante el Patrón por 3 a 1 y así cortó su racha de triunfos. Fue un partido con varias polémicas, ya que hubo dos rojas para el elenco Celeste y un penal para el Patrón. De esta manera, el equipo de Bianco no pudo subirse a la punta de la Zona A de la Primera Nacional.


Fue una nueva derrota para Temperley como visitante y se fue masticando bronca del estadio Presbítero Bartolomé Grella. El Gasolero dejó escapar la chance para superar a Agropecuario en la tabla de posiciones y quedar como líder absoluto en la Zona A de la Primera Nacional. Además, finalizó el partido con nueve jugadores por las expulsiones de Adrián Arregui y Luis López, quienes serán dos bajas sensibles para el próximo partido ante Güemes de Santiago del Estero.

Ese malestar del final del encuentro, dista mucho de lo que fue el encuentro en su inicio. Si bien se notó que iba a ser un partido complicado, Temperley pudo ponerse en ventaja a los 25 minutos por intermedio de Patricio Cucchi y así parecía que la historia se iba a volcar en su favor.

El gol de Temperley contó con una buena conexión entre Tobías Reinhart y Luis López hasta la definición de Cucchi, lo cual le puso fin al asedio de Patronato, que había tenido sus chances para abrir el marcador a través de Nicolas Domingo y Nazareno Solís en los primeros quince minutos.

Aunque seis minutos más tarde del tanto gasolero, llegó una de las polémicas de la tarde. Un penal cobrado por Lucas Novelli iba a cambiar el partido de rumbo de manera total. Mano de Arregui dudosa en el área y Facundo Cobos se hizo cargo de la ejecución para poner el 1 a 1 con un remate esquinado.

Con la igualdad en el marcador, el partido se hizo mas parejo. Tanto Temperley como Patronato buscaron imponer condiciones en el juego, pero a los dos les costó. El local intentó hacerse fuerte a través de Damián Arce, mientras que la visita hizo lo propio con las apariciones de Reinhart y Luciano Nieto en ofensiva.

En el complemento, Walter Otta movió el banco de suplentes para torcer la historia. Sumó un delantero con el ingreso de Ignacio Russo y así tuvo mayor poderío en ataque. Jose María Bianco comenzó a apostar al contragolpe.

En ese plano, Russo tuvo su chance para ampliar el marcador en la segunda oportunidad que tuvo y ante un mal rechazo de Alan Perez fusiló a Matías Castro para poner el 2 a 1 a favor del Patrón. El hijo del entrenador Miguel Angel Russo, ex Lanús y Los Andes, decretaba el segundo tanto para el local.

Ese gol significo un duro golpe para Temperley, ya que un minuto antes le habían anulado un gol por posición adelantada y ese combo lo terminó por descontrolar. Producto de eso llegaron las rojas que empezó a sacar Novelli, la primera para López, quizás un tanto desmedida, por un topetazo contra Sergio Ojeda y la otra fue para Arregui por exceso verbal.

Las expulsiones terminaron siendo decisivas para el desarrollo natural del encuentro. No fue para menos, ya que al gasolero le costó generar volumen de juego y de esa forma se fue quedando con las manos vacías en su visita a Paraná. Tampoco encontró respuestas en los cambios del “chaucha” y para colmo de males a los 46 minutos, Mateo Levato, ex Los Andes, convirtió el tercero para ponerle cifras definitivas al encuentro.

Otra derrota de Temperley con polémica en la Primera Nacional y van. Expulsiones, penales en contra, son denominadores comunes de una campaña en la cual el conjunto de Bianco pelea en los primeros lugares y cuando puede dar el zarpazo, aparecen cuestiones ajenas a lo deportivo.

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias