domingo 27 de noviembre de 2022 - Edición Nº1453

Gremiales | 30 sep 2022

ANALISIS

La crisis del neumático, una mancha de aceite que crece y no deja a nadie limpio

La larga protesta del SUTNA dejó en evidencia otra vez las diferencias en la CGT, que estuvo al borde de la fractura. En el Gobierno, quedaron mal parados por la denuncia de Moroni y los dichos de Massa, y no saben cómo salir. La oposición busca sacar rédito, aunque sobreactúa aval empresario.


Por: Diego Lanese

Las bases del neumático no son fáciles de domar. El sector tiene una larga historia de lucha. En 2007, el entonces líder del SUTNA Pedro Wasiejko tuvo que salir de apurada de la planta de FATE, cuando una asamblea se fue de control, y al grito de “traidor” decidió darle la espalda. Para muchos ese fue el germen de la victoria del frente clasista unos años después, que hoy gobierna los destinos del sindicato, emparentado con el PO pero con una amplia gama de sectores en su cúpula. Hoy, luego de cinco meses de lucha, el conflicto está en la marquesina mediática, y deja a casi todos mal parados. La CGT, que no respaldó institucionalmente la lucha ni cuando fue brutalmente atacada por medios y empresas, dejó ver sus diferencias internas, y casi se rompe, por el enojo de Pablo Moyano. En el Gobierno la denuncia penal de Claudio Moroni por la toma del Ministerio de Trabajo, rápidamente desestimada, fue su única intervención en la crisis, hasta que Sergio Massa le tiro nafta al fuego. Un fuego de humo negro, que cubre a todos, el humo negro de las gomas quemadas.

 

Cerca de 30 audiencias fracasadas derivaron en la situación extrema actual, que mantiene a los trabajadores en paro por tiempo indeterminado y a las tres empresas del sector con las plantas cerradas e inactivas por decisión propia. El pedido de aumento y la vuelta al beneficio del pago de las horas de los fines de semana al 200 por ciento son el eje de conflicto, que genera presión y amenaza con volverse un problema nacional y regional. La última audiencia generó muchas expectativas, y al cierre de esta edición no había acuerdo. Más allá de esto, el conflicto dejó al descubierto la interna de la CGT, que ya era evidente, ya que la conducción de “gordos” e “independientes” decidió ignorar el tema, mientras el moyanismo tuvo gestos con los trabajadores, incluyendo la foto de Pablo Moyano y la conducción del SUTNA. El motivo, en voz baja, es la filiación política del gremio, aunque existe una generalización sobre el tema, empujado por los medios. Por eso, otros gremios, encabezados por la CTA Autónoma y ATE, mostraron su solidaridad.

La actual conducción que encabeza Alejandro Crespo logró el triunfo en 2016, y revalidó en 2021, cuando se permitieron nuevamente las elecciones luego de la pandemia. La Lista Negra está vinculada al PO, pero es el resultado de una amplia unidad de sectores antiburocráticos y clasista, que se unieron para enfrentar a la Lista Violeta, de Wasiejko. Así, están representados en diversos cargos la Lista Granate (vinculada al PTS) y la Lista Marrón (Nuevo Más), por nombrar algunas. Incluso a mediados del primer mandato, hubo una fuerte interna que hizo que en muchas fábricas se perdiera terreno. Pero luego hubo otra vez unidad, para sostener la conducción nacional, e incluso desplazar a la vieja conducción –heredada por Marcelo Gallardo –de su último bastión, la seccional Llavallol. En esos momentos, los sectores más radicalizados del espacio denunciaron que la conducción del SUTNA era “antiburocrática pero no clasista”.  

 

En el plano económico, el pedido de aumento salarial se da en momentos que la industria de los neumáticos tuvo aumentos extraordinarios de sus productos, y producto de la devaluación la participación del llamado gasto laboral, es decir, los sueldos de los trabajadores, es el más bajo de la región. Según los cálculos del propio SUTNA, del valor de una cubierta, sólo mil pesos corresponden a salarios. Además, el contexto es altamente favorable. Según un informe del Instituto de Pensamiento y Política Públicas la facturación del sector en el 2021 comparada con la del 2020, “superó la evolución de los precios mayoristas de la economía”. De esta forma, las empresas de neumático facturaron un 589 por ciento más, contra un valor de los precios mayoristas del 51,3 por ciento. A la vez, “tomando la facturación de las empresas líderes como Pirelli y FATE, la misma crecía un 82 por ciento superando no solo a los precios mayoristas sino también, y con creces, a la evolución del PBI corriente (70,2 por ciento)”.

Con estos valores, el conflicto amenazó con volverse regional. Fuentes del SUTNA explicaron que en dólares, el valor de la hora de trabajo argentino es 2 dólares, contra ocho del operario de Brasil y 15 del mexicano. Por eso, el gremio brasilero del sector lanzó una advertencia a las empresas de su país: no proveerá neumáticos a la Argentina para romper el conflicto sindical. El Sindicato de los Trabajadores de las Industrias de Artefactos de Goma, Neumáticos y Afines de Brasil (SINTRABOR) emitió esta semana un comunicado en solidaridad con su par argentino, en el que denuncia “prácticas antisindicales y contrarias a las normas internacionales por parte de las empresas productoras” y alerta sobre “una posible regionalización del conflicto”. En el documento, el SINTRABOR reivindica las "históricas relaciones sindicales de fraternidad y solidaridad" con el SUTNA y cuestiona "el grave comportamiento y las actitudes intransigentes" de Bridgestone, Pirelli y FATE durante las negociaciones paritarias. También exige a la dirección global, regional y nacional de Bridgestone a que "contribuya con propuestas de manera clara y objetiva".

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias