lunes 23 de mayo de 2022 - Edición Nº1265

Gremiales | 19 ene 2022

EDUCACION PUBLICA

Gremios y autoridades analizan alternativas para garantizar la presencialidad en este 2022

Ante el avance de los contagios, en todo el país se comienza a analizar la forma de iniciar el ciclo lectivo, que debe arrancar en marzo. Desde el Ministerio de Educación confirmaron que las clases comenzarán de forma presencial, pero algunos sindicatos expresaron sus dudas.


Por: Diego Lanese

Los principales distritos del país confirmaron en estos días que el inicio de clases de este año se mantendrá según el cronograma original, pese al gran aumento de contagios de coronavirus que hay en todo el país. La mayoría de las provincias abrirán sus escuelas el 2 de marzo, mientras que la Ciudad de Buenos Aires lo hará dos semanas antes, el 21 de febrero. Pero al parecer, la tercera ola de casos de Covid-19 no altera la idea de volver a clases, ni tampoco la forma: hasta ahora las autoridades apuestan a la presencialidad. Pero con 100 mil positivos diarios, la situación puede volverse muy peligrosa. En los últimos días, especialistas alertaron que creció el número de internaciones de menores de edad, lo que genera alarma. Por eso, los gremios arrancaron rondas de consultas informales con las autoridades, para conocer los protocolos para este año. El pasaporte sanitario, una medida que todavía parece lejana.

 

Los gremios del sector admitieron en las últimas horas que miran con alarma el crecimiento de contagios, y esperan que las autoridades los llamen a dialogar las medidas necesarias para una vuelta a clases segura, tanto para trabajadores como para alumnos. “Hasta el momento no tuvimos nada formal, esperamos que sea pronto que nos llamen a ver los protocolos”, le dijo a Política del Sur una fuente del Frente de Unidad Docente Bonaerense. La cantidad de contagios es un obstáculo para la presencialidad, admiten, pero según fueron sondeando en estos días “la idea del gobierno provincial es mantener las escuelas abiertas, deberemos ver de qué forma”. El flamante director de Cultura y Educación, Alberto Sileoni, ratificó esta semana que las clases arrancarán “de manera presencial”, en la fecha establecida, es decir, el 2 de marzo.

 

En estos encuentros informales, algunos funcionarios y dirigentes deslizaron la posibilidad de pedir el pase sanitario a los docentes y los alumnos, una forma de hacer más segura la presencialidad. Pero por el momento no hay indicios que esto pueda hacerse, en especial en los chicos, con algunas dudas que todavía existen entre los padres respecto a las vacunas. Además, como quedó demostrado en otras áreas, la no obligatoriedad de la vacunación dificulta tomar esta medida. La preocupación crece en lugares donde los porcentajes de inmunizados en menores en edad escolar, como pasa en Córdoba, donde inició el brote de la variante Ómicron, donde sólo el 50 por ciento de 3 a 11 años completaron su esquema de vacunación.

 

“Hasta que la vacuna del Covid-19, todas las que se ofrecen en la campaña nacional, no cumplan con todas las fases de investigación que debe tener cualquier vacuna y que sea incluida por ende en el Calendario Oficial correspondiente, no se debería implementar desde el Estado ni por particulares, ningún mecanismo que de forma directa o indirecta pretenda convertir en obligatoria una vacuna que desde su comienzo y hasta la actualidad sigue voluntaria”, le explicó a Política del Sur el abogado laboralista Carlos Cafure. Esta situación hace que los gremios esperen que sean las autoridades nacionales y provinciales las que den un paso en el sentido del paso u otra medida.

 

En tanto, en la Ciudad de Buenos Aires se confirmó que habrá adelantamiento de clases, para recuperar los días perdidos en pandemia. Así lo dijo la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, que este martes en una conferencia de prensa ratificó que el 21 de febrero comenzarán las clases “con todos los chicos en la escuela”, e indicó que los protocolos para definir los aislamientos se presentarán más cerca del inicio del ciclo lectivo. En este sentido, los gremios esperarán saber de qué se tratan estas medidas preventivas para analizarlas. Desde Ademys, uno de los sindicatos más críticos a la política educativa porteña, confirmaron que a fines de este mes o comienzos de febrero comenzarán a consultar a la docencia, una vez que se sepa a ciencia cierta la forma en que se volverá a las clases.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias