mi茅rcoles 22 de septiembre de 2021 - Edici贸n N潞4117

Policiales | 3 sep 2021

Esteban Echeverr铆a

La familia de Yahir Ayala denuncia amenazas e intimidaciones

Claudio, el hermano del joven asesinado en una fiesta en Transradio, asegur贸 que su familia y amigos recibieron mensajes y audios intimidatorios. 鈥淎utos polarizados desconocidos andan todas las noches dando vueltas鈥, advirti贸.


Claudio Leonel Ayala, hermano de Yahir, el joven asesinado durante una fiesta en Transradio, aseguró que su familia y su entorno “están recibiendo amenazas”. Por el asesinato está detenido un efectivo de la Policía de la Ciudad.

No estoy tranquilo pero estoy tratado de llevar esto adelante”, afirmó Ayala en comunicación con Política del Sur e indicó que los amigos de Yahir que estaban con él están bien de salud, pero “muy estresados”.

Indicó en este marco que reciben intimidaciones a través de mensajes de texto y audios y que hay “autos polarizados desconocidos que andan todas las noches dando vueltas”.

“Llamamos a la policía pero no los pueden enganchar. No se puede salir. Encima que matan a mi hermano, perjudican la vida de los pibes y buscan venganza. Se está yendo al carajo esto”, lamentó.

En cuanto a los avances del caso, Claudio Ayala aseguró que el acusado Camilo Farías “está detenido y se negó a declarar”.

“Nos enteramos que vive cerca del barrio, me da miedo dejar la familia sola”, alertó y agregó: “Están buscando gente que no tiene nada que ver, que nos vinieron a dar apoyo”.

En ese sentido pidió garitas, cámaras y vigilancia en la zona donde vive y de las casas de los conocidos que están implicados. También anunció que se pondrá en contacto con familias de víctimas de gatillo fácil.

El caso

En la madrugada del sábado, Yahir Ayala se encontraba con otros dos amigos en una fiesta en una casa de la calle Via Monti entre Del Progreso y La Niña, en la que también estaba el agente de la Policía de la Ciudad Camilo Farías, de civil, junto a un amigo Elián Behamode.

Tras un incidente con el anfitrión, quien es gendarme, Farías y Behamode fueron echados del lugar, pero volvieron a los pocos minutos y se produjo el tiroteo dentro de la vivienda, en la que Ayala y sus dos amigos fueron baleados.

Desde el interior de la casa respondieron la agresión a los tiros, y así el policía y su amigo terminaron heridos fuera de la misma.

Ayala, quien falleció en ese momento, y otros dos jóvenes heridos de bala fueron llevados al Hospital Ballestrini, de La Matanza, al igual que Behamode, que murió un día después. En tanto, Farías fue trasladado en ambulancia al Hospital Santamarina, de Esteban Echeverría, donde fue intervenido quirúrgicamente y quedó internado fuera de peligro.

OPIN脕, DEJ脕 TU COMENTARIO:
M脕S NOTICIAS