martes 22 de junio de 2021 - Edición Nº4025

Club Lanús | 9 jun 2021

LIGA ARGENTINA DE BÁSQUET

Lanús tuvo un arranque arrasador

El conjunto granate comenzó una nueva burbuja con dos victorias que lo posicionan en el quinto lugar de la tabla. Las víctimas fueron Atenas de Patagones y Deportivo Viedma en el Antonio Rotilli, mientras que este jueves enfrentará a Villa Mitre desde las 18, en otro encuentro decisivo.


Con León Gilmore y Justin Everett como grandes figuras, el equipo de Leonardo Costa se impuso en sus dos primeros compromisos de la cuarta burbuja de la Conferencia Sur. En primera instancia se impuso a Atenas de Patagones con un lapidario 88 a 64, con la gran tarea de Justin Everett, quien la rompió toda con 25 puntos. En el segundo encuentro, la victoria fue ajustada ante el líder Deportivo Viedma, dado que fue un encuentro con una absoluta paridad, pero la tarea de León Gilmore, quien facturó 17 puntos y 9 rebotes fue determinante. El encuentro finalizó 78 a 76 a favor del granate.

En el primer partido, se dio la característica común de un trámite parejo. Hasta que empezaron a surgir algunas bombas por el lado de Lanús para inclinar la balanza en su favor. Con Lucas Pérez como estandarte, ya que sumo 14 unidades (2/3 en triples), 7 asistencias y 4 rebotes.

También, contó con la actuación electrizante de Everett, ya que el norteamericano la descosió con puntos variados desde la pintura. En el último cuarto, Leonardo Costa aprovechó para darle lugar a los juveniles y redondear una victoria final holgada de 88 a 64.

En el segundo compromiso, Lanús dio el golpe de la jornada ya que bajó al puntero, Deportivo Viedma. Ya lo había hecho el pasado 28 de abril (triunfo por 88-79), pero en esta ocasión fue una victoria apretada por 78 a 76. En las últimas once presentaciones de Deportivo Viedma, cayó ante Lanús en dos oportunidades, lo cual valida aún más este triunfazo.

Sobresalieron en el anfitrión León Gilmore con un aporte de 17 puntos, 9 rebotes y 22 de valoración y del interno Martín Franchino con un descomunal aporte de 14 unidades y 11 rebotes.

El encuentro fue parejo, pero se inclinó en favor del granate tras las charlas en vestuarios. A partir del tercer cuarto Lanús apostó por una formación alta con Franchino junto a la dupla extranjera, merced a la acumulación de faltas de Mariani e Ibáñez Paz. El dueño de casa experimentó un tramo positivo, con dominio aéreo (6 rebotes ofensivos) y los aportes de Franchino (10) y Everett (8) para culminar arriba 60-46.

Los nervios y las pulsaciones marcaron el ritmo del último episodio. Así se edificó un cuarto de tensión, de una pelea digna de noches de playoffs. El tablero evidenció esa paridad, con una progresión muy pareja. Mariani (10) abasteció al Grana, mientras que Tabieres (5) se fajó en la pintura para Deportivo. Lanús tomó una luz 73-67, con 2:30 minutos, pero lejos de asumir el control, el puntero reaccionó y le puso dramatismo con el triple de Capponi (78-76), a falta de 47 segundos. En el tramo decisivo se repartieron errores y dificultades para anotar y en el último lanzamiento libre de Thygesen se produjo una guerra en el rebote hasta que el Granate se apoderó de la bola y sobre todo concretó el triunfo.

Con este triunfo, el granate engordó su record a 10 triunfos y 8 derrotas con un 55,6% de efectividad. Se ubica en el quinto puesto y se perfila para la disputa del playoff, aunque le restan dos encuentros en esta burbuja que se lleva a cabo en el micro estadio Antonio Rotilli. Este jueves será el turno de enfrentar a Villa Mitre desde las 18, mientras que el viernes en el mismo horario chocará con Del Progreso. La ilusión de Lanús se mantiene intacta en la Liga Argentina de Básquet.

 

 

 

 

 

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS