sábado 27 de febrero de 2021 - Edición Nº3910

Provincia | 18 feb 2021

Un tema crucial

Cruces por la puesta en marcha de la presencialidad

La oposición cambiemista cuestiona la precariedad de los protocolos y aseguran que los docentes y auxiliares no cuentan con los implementos mínimos para llevar a cabo sus tareas. Instan al oficialismo a reforzar el compromiso político para superar las falencias


Por:
Federico Cedarri

El comienzo de las clases presenciales se vislumbra en el horizonte y es tamaño el desafío que encarnan las autoridades educativas, debido fundamentalmente a tener que proceder a poner nuevamente en funcionamiento el engranaje de la maquinaria educativa después de casi un año.

Por estas circunstancias es que se desprende que se presentarán distintas  desavenencias a partir de lo inédito de la situación y nuevamente la grieta mete la cola e instala una nueva disputa entre el oficialismo y la oposición cambiemista.

Recordemos que el pasado 10 de febrero desde Juntos por el Cambio desplegaron una movida por las calles bonaerenses con la intención de meter presión al gobernador Kicillof procurando comenzar con la presencialidad a partir del primer día hábil de marzo.

En esa dirección, desde el espacio opositor señalan con ahínco las diversas falencias registradas en el comienzo de las jornadas recuperatorias de contenido que se pusieron en marcha el miércoles 17 de febrero.  Ponen en tela de juicio “la falta de organización en los colegios y los protocolos deficitarios que no han contemplado los dobles tunos en las escuelas técnicas”.

Explican la incompatibilidad en la formación de las burbujas y destacan que los espacios físicos no se encuentran en condiciones debido a que no hay circulación de aire cruzado en muchas aulas, además de la no provisión de barbijos descartables ni elementos sanitizantes a docentes y personal auxiliar.

En diálogo con PDS, el diputado Sergio Siciliano, se quejó de la falta de una planificación de largo plazo: “Nosotros allá por el mes de septiembre dijimos que en octubre debería haberse encarado una estructuración del año lectivo 2021, estableciendo prioridades y contemplando los distintos escenarios”.

“Debíamos tener un norte, un horizonte hacia el cuál avanzar y eso no se hace sobre la marcha”, advirtió.

El ex subsecretario de Educación del gobierno de María Eugenia Vidal auspicia la necesidad de brindar certidumbre tanto los padres como la comunidad educativa en su conjunto: “Hoy estamos ante un escenario en el cual por la presión social ejercida por la opinión pública se comienzan las clases, y se están realizando las cosas sobre la marcha, en el día a día y sin ningún tipo de planeamiento, y esto es justamente por no ejecutarlas con tiempo”.

Destacó que “hoy el regreso a clases se enmarca en un escenario difícil, con los maestros sin los mínimos elementos y con protocolos establecidos a las apuradas y que no contempla distintas situaciones y la capacidad física de los colegios”.

Aclaró que el rol de los docentes es primordial: “Acá a los maestras y maestros no les cabe ninguna responsabilidad, hacen lo que puede y eso hay que reconocérselos mucho”.

“No hay pautas claras- agregó- y si a eso le sumamos también el déficit en la vacunación a los docentes, se agrega un factor extra de preocupación”.

Sicialiano aprovechó la ocasión para embestir  contra la posición de algunos gremios educativos: “Hay una posición ambigua de los sindicalistas, acá en la provincia de Buenos Aires no cuestionan la falta de vacunación ni las condiciones existentes en los establecimiento educativos, pero en la Ciudad de de Buenos Aires el mismo gremio es absolutamente intransigente y exhaustivo con sus peticiones”.

“Es responsabilidad de Educación que hoy nos encontremos con un cúmulo de buenas intenciones que se desgrana y no tienen solidez cuando las sometes a la práctica activa”, continuó.

Y volvió a insistir sobre la falta de una estrategia concreta: “El gran problema que tiene la provincia de Buenos Aires es que no existió desde un principio voluntad política para avanzar en la presencialidad, y hoy ante el nivel de presión social han conformado protocolos precarios pero sin el necesario convencimiento”.

Por último pregonó sobre la importancia de ahondar la permanencia de los alumnos en los establecimientos educativos: “La continuidad educativa a distancia ha servido un tiempo pero ha tenido para algunos grupos impactos negativos en los aprendizajes, en las trayectorias escolares y en aspectos psicosociales”, cerró.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS