sábado 28 de enero de 2023 - Edición Nº1515

Sociedad | 11 dic 2020

SEXO EN PANDEMIA

Juegos eróticos: salir de la rutina con un poco de imaginación

La sexóloga licenciada Silvina Lizarraga explicó algunas formas de mejorar la vida sexual en pareja cambiando algunos detalles o haciendo algunos ejercicios básico, que permiten una mejor comunicación y sensibilidad.


Una de las cosas que más se escucha en los consultorios de los sexólogos es la necesidad de revitalizar la pareja, de salir de la rutina, en especial en personas con muchos años de convivencia. Una de las cuestiones que aparecen como alternativas son los juegos eróticos, que se fueron popularizando en los últimos años. “Muchas veces no tenemos un repertorio tan amplio, cuando a veces cambiando algún detalle se logran resultados interesantes. Lo importante es dedicarse tiempo”, remarcó al respecto sexóloga licenciada Silvina Lizarraga en su habitual columna en el programa radial de Política del Sur. En este sentido, los juegos “no se pueden resolver en pocos minutos, hay que ponerlos como una prioridad, hay que buscar tiempo de calidad”.

 

Cuando se habla de tiempos, no solo se habla del tiempo en que lo va a realizar la pareja, sino también tiempo para pensarlo, para organizarlo. “Hay que ir de pequeñas cositas para luego ir a resultados más grandes, siempre pensando en sostenerlo en el tiempo”, destacó Lizarraga. Una de las cuestiones que propone la especialista es “comunicarse con las manos”. “El ejercicio es sentarse enfrentados, en la posición que estén más cómodos, se puede poner música relajada y a los dos les guste, ojos cerrados o vendados. Lo único que tienen que hacer es tocarse las manos, que tienen una sensibilidad que nunca nos detenlos a sentirlas, y genera un cosquilleo muy especial. Y comunicar con mi mano”, explicó Lizarraga.

 

Otro juego propuesto por Lizarraga es el masaje erótico, que son “caricias por turno”. “Primero se hace de espalda, después panza arriba, voy recorriendo el cuerpo, percibiendo que reacción genera en el otro. Conectarme con el otro y ver qué ida y vuelta se genera. Y después se puede contar que sintió cada uno”, afirmó. Para los masajes se pueden usar aceites, usar la lengua, pero no tocar los genitales, porque “tenemos darle un lugar al cuerpo para el places más allá de lo tradicional”. Hay que encontrar esas zonas que nos pueden erotizar. “Incluso puede no terminar en una relación sexual, puede ser un día de exploración”, aclaró Lizarraga.

 

Otro juego, muy vinculado a los días de pandemia, es el sexo virtual, que incluso se puede armar estando en la misma casa. “Se puede hacer una video llamada sexy, poniendo en vigencia mis habilidades de seducción, para generar la excitación del otro”, subrayó la especialista. En este tipo de juegos se pueden incorporar los juguetes sexuales: “Hay un masturbador masculino y estimuladores del clítoris, que a través de una aplicación se pueden manejar a distancia. Entonces con mi teléfono manejo el de mi pareja”. Todo esto puede mejorar la relación, generando más erotismo, y puede o no terminar en una penetración.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias