sábado 26 de septiembre de 2020 - Edición Nº3756

Nación | 4 ago 2020

DEUDA EXTERNA

Acuerdo con bonistas: “En términos generales, es una muy buena negociación”

El economista Marcos Ochoa analizó el acuerdo anunciado por el gobierno nacional, que genera un ahorro en dólares en los próximos años. “El número final es más o menos lo que hablaba el mercado cuando arrancó la negociación”, recordó.


El anuncio de un acuerdo con los bonistas para reestructurar la deuda externa generó una buena reacción de los indicadores económicos este martes, luego de intensas negociaciones que se dieron en medio de la pandemia. El gobierno nacional ninformó que, gracias al mismo,habrá un ahorro en el pago de intereses y otros beneficios, según los primeros análisis realizados en la previa al anuncio.

 

En términos generales, es una muy buena negociación, siempre se dirá que se podría haber sacado un acuerdo mejor, pero también uno peor. Pensemos que cada 100 dólares que debemos, vamos a pagar 54,8, lo cual es bueno”, sostuvo el economista Marcos Ochoa, que alertó que, más que una mejora en la economía, se evitó “males mayores”.

 

Ochoa analizó el impacto del acuerdo y el futuro de la economía argentina en una entrevista con el programa radial de Política del Sur, donde destacó que en una situación con muchos problemas, “es un paso que debe dar la Argentina”. “Vamos a ser sinceros, el número final es más o menos lo que hablaba el mercado cuando arrancó la negociación, lo importante es que se logró”, agregó el economista.

 

 

Pese al entusiasmo, el especialista recuerda que este es “un paso más” y no “resuelve todos los problemas que tiene la Argentina”. “El país entra a la pandemia mal parada, desde 2011 que no se crecía, y cuando apareció este problema, fuimos para abajo en materia de actividad económica. Además, tenemos niveles de inflación muy alta, la Argentina viene en un proceso de decadencia incluso mucho tiempo antes de los gobiernos anteriores”, analizó Ochoa.

 

Entre los pasos a dar, el economista habló de “crecer en el largo plazo a tasas vigorosas”. “Hasta ahora se aumentó el gasto público con emisión, porque la inflación cae y no podías financiarte por estar el default. El desafío es a medida que se empiece a flexibilizar la economía y bajemos la emisión monetaria que puede llevar a un golpe inflacionario”, explicó.

 

Si Estados Unidos emite, posiblemente los habitantes se queden con los dólares, lo mismo los europeos, que emiten euros. En cambio, en la Argentina, si emitimos pesos, sabemos que no es una moneda que los gobiernos cuiden mucho, entonces el argentino promedio ahorra en una moneda dura o propiedades”, precisó Ochoa, y agregó: “Nosotros no cuidamos la moneda, a lo largo de la historia le sacamos trece ceros a nuestras distintas monedas.”

 

Por último, el economista defendió el endeudamiento del gobierno de Mauricio Macri, al afirmar que “si no se endeudaba, se debía bajar fuertemente el gasto público, hacer un ajuste de cinco puntos de PBI o subir los impuestos. No quedaba otra cosa que la deuda”.

 

En este sentido, analizó que el déficit fiscal “es un problema de sentido común”. “Si no querés endeudarte más, hay que bajar el déficit, y eso se logra bajando el gasto, subiendo impuestos o una combinación de ambas”, concluyó el economista.  

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS