martes 31 de marzo de 2020 - Edición Nº3577

Opinión | 9 mar 2020

DOCTRINA SOCIAL DE LA IGLESIA-JUSTICIALISMO

Nacimiento del papa León XIII

El lunes 2 de marzo ppdo. se cumplió el 210º aniversario del nacimiento de Vincenzo Gioacchino Raffaele Luigi Pecci, quien el 20 de febrero de 1878 se convirtió en el papa León XIII, y gobernó la Iglesia Católica durante 25 años, hasta el 20 de julio de 1903, cuando falleció.


Por:
Por José Arturo Quarracino y Juan Carlos Vacarezza

El Peronismo es el cristianismo expresado políticamente. Juan Domingo Perón

 

El lunes 2 de marzo ppdo. se cumplió el 210º aniversario del nacimiento de Vincenzo Gioacchino Raffaele Luigi Pecci, quien el 20 de febrero de 1878 se convirtió en el papa León XIII, y gobernó la Iglesia Católica durante 25 años, hasta el 20 de julio de 1903, cuando falleció.

 

Fue el Papa n. 256 en la historia de la Iglesia. Fue el pontífice que promulgó el 15 de mayo de 1891 la encíclica Rerum Novarum, en la que sintetizó el milenario magisterio de la Iglesia sobre la cuestión social y con la que se sistematizó la Doctrina Social de la Iglesia, es decir, la proyección de los valores y principios del cristianismo en la vida económica, social y política de las comunidades humanas.

 

Todo el magisterio pontificio respecto a los problemas políticos y sociales, luego del gobierno de León XIII, tuvo como base de sus formulaciones la encíclica mencionada.

 

En la Argentina la enseñanza de León XIII fue tomada en cuenta por el entonces ministro Joaquín Víctor González, en la presidencia del general Julio Argentino Roca, para elaborar un proyecto de Ley Nacional del Trabajo, compuesto por 466 artículos en los que se abordaba en la forma más amplia posible todos los aspectos de esa problemática social, siguiendo los lineamientos y principios de la encíclica papal.

 

Pero mucho más importante y profunda ha sido la influencia de la encíclica Rerum Novarum y de la Doctrina Social de la Iglesia en las formulaciones doctrinales y filosóficas del ideario justicialista elaborado por el general Juan Domingo Perón, como elemento fundamental de su concepción humanista y cristiana para organizar la vida de la comunidad nacional, en la que la dignificación del trabajo en particular y de la cuestión social en general constituye la razón de ser y el sentido último de su acción política.

 

En otras palabras: la obra revolucionaria de los gobiernos de Juan Domingo Perón constituyó la puesta en práctica de la enseñanza doctrinal de la Iglesia respecto a la cuestión social, demostrando que los grandes principios religiosos cristianos podían hacerse realidad en una acción política, social y económica que tuviera como objetivo de su obrar labrar la felicidad del Pueblo y la grandeza de la Nación.

 

Conmemorar la figura del papa León XIII apunta a rendir homenaje a quien fue, a través de su magisterio pontificio, significó uno de los antecedentes más importantes para la conformación de una doctrina política profundamente cristiana y profundamente humanista, que a lo largo del tiempo sigue siendo el único camino posible para alcanzar la felicidad de todos los que forman parte de la gran familia argentina, incluyendo los hermanos de otras naciones que han venido a habitar en nuestra querida tierra argentina.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS