miércoles 11 de diciembre de 2019 - Edición Nº3466

Gremiales | 12 nov 2019

MERCADO LABORAL

En un año se perdieron 140 mil puestos de trabajo formales en el sector privado

Son datos oficiales tomados por el Ministerio de Producción desde agosto de 2018 hasta el mismo mes de este año. La baja es una de las más pronunciadas de la era Macri. Si bien se creó algo de empleo público y monotributistas, el desplome del sector privado empujó las cifras hacia abajo. Industria y comercios, las áreas más afectadas.


Por:
Diego Lanese

Una de las marcas del gobierno de Mauricio Macri es la suba del desempleo, la más alta en los últimos años. Instalada en dos dígitos, la tasa subirá antes de que el frente Cambiemos deje la Casa Rosada, y será uno de los desafíos de la gestión de Alberto Fernández, que apunta a un pacto social entre gremios y empresarios para revertir el panorama.

 

Quien sufre más esta situación es el sector privado, que en un año perdió 140 mil puestos laborales formales, según datos oficiales. El desplome es uno de los más importantes de la era M y se registró antes de las PASO, por lo cual algunos explican el resultado electoral a partir de estas dificultades.

 

Los datos del Ministerio de Producción se difundieron en estos días a través de un informe oficial. El mismo, al que tuvo acceso Política del Sur, contabilizó 140 mil puestos de trabajo registrados perdidos entre agosto del 2018 y el mismo mes de este año.

 

“Esa cifra fue atenuada por la incorporación de trabajadores en el ámbito estatal y monotributistas sociales. Tras la devaluación post PASO el escenario de crisis se ha agudizado por lo cual se puede prever un mayor deterioro de todos los indicadores”, destaca el trabajo.

 

Por estas incorporaciones, la pérdida de puestos laborales asciende en ese período a 125 mil, una de las más altas en los últimos años. Según los datos del Sistema Integrado Previsional Argentino (SIPA), “se contabilizaron 12.106.981 trabajadores registrados en todo el país, lo que representó una merma de 125 mil puestos (-1 por ciento) frente a igual mes de 2018, y una mejora de 0,1 por ciento respecto a julio último, en este caso en base a datos provenientes”.

 

En cuanto a los sectores que más perdieron empleos según el informe de Producción, en agosto las mayores bajas se registraron en la industria manufacturera (-4,9 por ciento), comercio (-3,7), y transporte, almacenaje y comunicaciones (-3,2).

 

Con respecto a los sectores con mayor crecimiento del empleo, se destacaron la explotación de minas y canteras (+5,3 por ciento), pesca (+3,8), agricultura, ganadería y sivicultura (+0,8); y enseñanza (+0,3).

 

Por ubicación geográfica, las principales caídas se verificaron en Tierra del Fuego (-10,2 por ciento), Catamarca (-6,9), La Rioja (-5,6), Formosa (-5,4), Santiago del Estero (-5), Chaco (-4) San Juan (-3,6).

 

En tanto, apenas en seis provincias subió el empleo, con 18 en donde se dieron caída. Las que tuvieron alzas en términos interanuales fueron Neuquén (+4,9 por ciento), Salta (+1,5), Jujuy (+1,1), Santa Cruz (+0,7), Corrientes (+0,5) y Chubut (+0,2).

 

Como viene sucediendo en estos años, todos los días se producen nuevos cierres de unidades de trabajo, que suman desocupados a la lista oficial. En estas horas, por ejemplo, la firma gráfica Ipesa despidió a 54 personas sin indemnizar.

 

Según contó Carolina Bellagamba, el miércoles próximo los cesanteados realizarán una protesta en la puerta de la planta, ubicada en el barrio de Barracas, en la Ciudad de Buenos Aires, donde pedirán la reincorporación de los trabajadores o el pago de la correspondiente indemnización.

 

En tanto, en el barrio de Abasto, los despedidos de Novo, una fábrica de alimentos con asiento en el partido bonaerense de San Martín, resisten el remate del lugar, luego de tres meses de estar paralizada la producción. Allí se busca crear una cooperativa para continuar con la actividad, pero la Justicia quiere vender la ubicación a un supuesto grupo inversor.

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS