lunes 19 de agosto de 2019 - Edición Nº3352

Nación | 12 jun 2019

CIERRES

No aclaremos que oscurece

Mauricio Macri confirmó a Miguel Ángel Pichetto como su compañero de fórmula. En tanto que el acuerdo de Massa con el PJ es prácticamente un hecho.


Por:
Ruben Molina

Finalmente se develó el misterio y, salvo alguna inesperada nueva sorpresa, las cartas están echadas de cara a las elecciones presidenciales que se avecinan. Ayer, a horas del cierre de los frentes electorales, Mauricio Macri confirmó su compañero de fórmula: el senador peronista Miguel Ángel Pichetto. Por su parte, la foto de Sergio Massa junto al titular del PJ, José Luis Gioja, prácticamente formalizó la vuelta del líder del Frente Renovador al justicialismo en el esquema Fernández-Fernández, aunque aún resta ultimar algunos detalles del operativo "retorno".


El otro dato concreto es la pulverización del proyecto Alternativa Federal. La idea de la ancha avenida del medio quedó totalmente dinamitada. Sin dudas, Roberto Lavagna y Manuel Urtubey, cada uno por su lado, intentarán aprovechar la "fuga" de Massa y Pichetto y captar una buena porción del electorado que quedó de las cenizas del fallido proyecto político.


Sin dudas, la de ayer fue una jornada frenética en materia de "rosca" política. Desde el mediodía comenzó a rodar la posibilidad de que un peronista fuera el candidato a vice de la fórmula presidencial de Cambiemos. Si bien en un primer momento se especuló con varios nombres provenientes de la Unió Cívica Radical (Ernesto Sanz, Miguel Cornejo y hasta el actor Luis Brandoni), nada de eso prosperó. Pasadas las tres de la tarde, llegó la confirmación de parte de los principales referentes de Cambiemos, que luego fue formalizada vía Twitter por el propio Mauricio Macri.


"Los argentinos nos enfrentamos a una oportunidad histórica para consolidar nuestra democracia. En las próximas elecciones decidiremos si queremos vivir en una república o volver a un autoritarismo populista", indicó el mandatario en el primero de los tuits, para luego agregar por la misma vía: "Para todo esto necesitaremos construir acuerdos con mucha generosidad y patriotismo donde todos los argentinos que compartan estos valores aporten desde su lugar. Por todo esto, quiero anunciarles que Miguel Ángel Pichetto me acompañará como candidato a vicepresidente de la Nación."


En el caso de Cambiemos, resta determinar el rol nacional que tendrá la UCR. Para muchos, su imagen quedó desdibujada. Tal vez haya sido prisionera de sus propias contradicciones. En su última Convención Nacional reclamó una mayor apertura del frente, la llegada de nuevos sectores políticos. Tal vez, la mirada se apoyaba en otros dirigentes peronistas (¿Lavagna, Massa?). La movida de CFK al trastocar la fórmula presidencial cambió todo el tablero, aceleró los tiempos y las decisiones en materia electoral. El pragmatismo, algo de lo que Macri nunca renegó, lo llevó en dirección a otro peronista: Pichetto. El radicalismo no puede decir que el Presidente, en esta oportunidad, no le hizo caso.


Rápida de reflejos, María Eugenia Vidal salió a confirmar a Daniel Salvador como su compañero de fórmula en la Provincia de Buenos Aires. Las versiones indican que también habrá gestos de Horacio Larreta para con el radicalismo. ¿Podría tener un compañero de fórmula radical? Tal vez. Tampoco se descarta que Martín Lousteau encabece la lista de senadores nacionales por la Ciudad. Un detalle no menor es que el frente electoral podría cambiar su nombre. "Cambiemos" dejaría de ser el sello electoral, teniendo en cuenta el ingreso de nuevos actores a la alianza. 

 

Massa
 

Por el lado del justicialismo, aún restan definiciones. A pesar de los rumores y las presiones que se generan en torno al anuncio final del acuerdo con Sergio Massa, en off todos los operadores del Frente Renovador sostienen que la unidad es un hecho y que apenas le falta el moño. La presentación de ayer en la sede del PJ fue un aperitivo. La rosca seguirá hoy. Sin dudas, el impacto por la decisión de Pichetto se hizo sentir. Habrá que digerir la "movida" y continuar con el objetivo puesto en ordenar la tropa de cara a lo que se avecina.


La gran duda es si el PJ, o concretamente Cristina Fernández, le otorgará las PASO a Sergio Massa. Hasta ayer, aquello era un gran signo de interrogación, y eso le ponía suspenso al cierre definitivo, que seguramente se concretará durante esta jornada. Algunas voces advertían que la imposibilidad de unas PASO podía poner en peligro el acuerdo. Aunque no son pocos los que relativizan ese dato y descartan el inminente anuncio. Las alternativas electorales se cierran para el exintendente de Tigre. Todos los caminos lo conducen indefectiblemente hacia el justicialismo.


Así las cosas, a horas del cierre de alianzas, el panorama está bastante claro en el ámbito nacional. De aquí en más, quedarán diez días para determinar quiénes ocuparán los casilleros en las diferentes listas nacionales, provinciales y locales. Y sobre todo, en varios municipios, si se habilitaran las PASO para dirimir las diferencias. Pero para esto último aún hay tiempo y mucha agua por correr.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS