domingo 18 de noviembre de 2018 - Edición Nº3078

Club Lanús | 19 oct 2018

“Nos dejaron la vara muy alta, pero esperamos empezar a escribir nuestra historia”

Sebastián Chaine, pivote de Lanús Básquet, habló en la previa del debut del Granate en el Torneo Federal, que será esta noche cuando reciba a Racing en el estadio Antonio Rotilli. El ex jugador de Temperley tocó todos los temas: la buena pretemporada en los amistosos, la ansiedad y las ganas de volver a jugar en Lanús y los objetivos trazados con el cuerpo técnico.


La espera llegó a su fin. Después de más de tres meses y medio, la Naranja volverá a tener acción esta noche desde las 21 en el microestadio Antonio Rotilli, donde Lanús y Racing Club de Avellaneda chocarán por la primera fecha de la División Metropolitana del Torneo Federal de Básquet.

Luego de quedarse en las puertas del ascenso tras resultar eliminado a manos de Central de Ceres en semifinales, el Granate tuvo una renovación en su plantel con el objetivo de alcanzar el ansiado ascenso.

Una de las estrellas que se incorporó a Lanús es el pivote Sebastián Chaine, con pasado en Temperley, quien expresó sus sensaciones de cara al nuevo torneo: “Estamos con muchísimas ganas, este año se me hizo largo porque no jugué en el receso. No veo la hora que la pelota vaya para arriba y empecemos otra vez a competir”, confesó el jugador, que también vistió la camiseta de la Academia.

“Me tocó jugar diez partidos para Racing, para mí es un partido más, no es especial, soy hincha de Independiente, así que tengo muchas ganas de ganar”, contó.

Chaine jugó, entre otros clubes, en Lomas, en Boca, en Lanús, donde fue campeón del Torneo Nacional de Ascenso (TNA) 2006/2007, y en Temperley, donde formó parte del plantel que se consagró en el Torneo Federal 2015/2016.

Su incorporación a Racing fue para jugar los playoff tras la sanción impuesta al Gasolero que lo privó de seguir disputando el TNA. La inesperada lesión de Maximiliano Segón, justo pocos días antes del comienzo de los playoff, obligó a la Academia a sacudir el mercado. El elegido, un grandote de 2,05 metros y 120 kilos.

Fue Chaine quien comentó sobre el rival que enfrentará Lanús esta noche: “Es un equipo duro que tiene un entrenador muy inteligente, que hace cambios defensivos, y a eso tenemos que estar atentos. Nos preparamos bien para que no nos sorprendan”. Además, ese mismo equipo de Racing quedó eliminado en los playoff del pasado Torneo Federal, justamente por Lanús, por lo que el partido de esta noche tendrá muchos condimentos.

Por otra parte, Chaine hizo hincapié en los jugadores que están lesionados y parece que no van a poder ser parte del equipo para esta noche: “Estamos un poquito disminuidos, Fernando Funes está con un dolor, le molesta el gemelo, y Lucas Picarelli no pudo ni siquiera jugar en la pretemporada porque venía con una molestia. Los estamos esperando para que se pongan a la par del plantel”, reconoció.

Además, explicó: “La intensidad con la que entrenamos es tremenda, los juveniles tienen mucha calidad. Son dos equipos distintos el del torneo pasado y este. De ese equipo sólo quedó Kevin Jerez Pilloti y algunos juveniles; sabemos que ellos dejaron la vara muy alta con lo que hicieron, pero nosotros venimos a escribir nuestra historia”, destacó.

Luego, agregó: “Nos estamos preparando para hacer lo mejor. Desde el primer día se nota la calidad de los entrenamientos porque las tres o cuatro horas que estamos, lo hacemos al cien por cien; no veo a nadie que se guarde nada, no regulamos. Si hubiese sido otro el rival, sería lo mismo. Estamos muy entusiasmados y queremos hacernos fuertes de local para empezar ganándole a un rival que se armó para pelear arriba.”

Asimismo, opinó acerca del método de juego que intentarán implementar: “Primero vamos a pensar en hacer nuestro juego. En la pretemporada intentamos tener mucha dinámica y hacer muchos pases para buscar al que esté mejor posicionado. Tenemos que estar atentos a los mejores jugadores de Racing, que tienen mucho gol en la mano, y estar atentos a los cambios defensivos”.

En otra sintonía, dio su punto de vista sobre los rivales que deberán afrontar en la fase regular del Torneo Federal: “Ramos Mejía se armó muy bien, River mantuvo la base y trajo jugadores nuevos de Indios de Moreno y Unión Vecinal. Se viene una muy linda edición del Federal, aunque son todos supuestos porque todavía no los vimos jugar”, aclaró.

En otro contexto, se refirió a la medalla de oro lograda por el básquet argentino en la competencia 3x3 de los Juegos Olímpicos de la Juventud Buenos Aires 2018: “Ganar siempre es bueno. Me vi todos los partidos. Son unos mocosos maleducados, este pibe Giordano y el del apellido difícil que juega en San Lorenzo, fue tremendo lo que hicieron. Estar en una villa olímpica no se lo van a sacar nunca más de la cabeza. Cuando ganás, ayuda a ver mejor todo lo transcurrido y es un deporte muy físico que se puede pegar un poco más. Mostraron su temperamento y eso demuestra el carácter que tienen”, destacó.

Por último, anheló: “Ojalá que la gente de Lanús venga a apoyar, se entusiasme con el equipo y podamos entre todos lograr el objetivo que tiene el club. Tenía muchas ganas de volver a estar en este club y esperamos que el estadio esté colmado para arrancar de la mejor manera.”

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS