lunes 21 de septiembre de 2020 - Edición Nº3751

Lanús | 4 ago 2020

ACUERDO CON LA COMUNA

Lanzan un “pan social” a bajo precio para vender en barrios humildes

El Sindicato de Panaderos acordó vender a 75 pesos el kilo de pan en distintos puntos del distrito. Además, se ofrecen facturas a 140 pesos la docena y prepizzas. “Tenemos que estar orgullosos del trabajo que hacemos todos los días”, dijo Gabriel Ruiz, titular del gremio en Lanús.


El 4 de agosto de 1887 se fundó la Sociedad Cosmopolita de Resistencia y Colocación de Obreros Panaderos, considerada como el primer sindicato de panaderos del país. Por eso, cada 4 de agosto se conmemora en la Argentina el Día del Panadero. Este año, la celebración llega en un momento especial, en media de la pandemia, que generó una crisis económica que golpea a todos los sectores.

 

La situación de los panaderos no deja de ser difícil, por suerte están trabajando, no tuvieron la oportunidad de quedarse en casa y salieron a enfrentar el virus”, remarcó Gabriel Ruiz, titular del Sindicato de Panaderos de Lanús, en diálogo con el programa radial de Política del Sur.

 

Ruiz sostuvo que en estos momentos, el sector sigue trabajando “para que no le falte el pan en la mesa de nadie”, y agregó: “La verdad que es un año muy difícil, pero también les digo que tenemos que estar orgullosos del trabajo que hacemos todos los días, por eso queremos agradecerles a todos por dar esta batalla, juntos vamos a salir.”

 

 

Uno de los proyectos que el sindicato busca implementar en Lanús es que el pan de los supermercados lleve una etiqueta para que se conozca el origen de ese producto. “Eso quedó establecido en el distrito en la ordenanza 531/2019, es una lucha permanente porque vemos que el pan lo venden en todos lados”, se quejó Ruiz.

 

En este sentido, destacó que, gracias a un acuerdo con el intendente Néstor Grindetti, se estableció “un pan social para los lugares más vulnerables, con un precio de 75 pesos el kilo”. Además del pan, se acercan dos productos más: la docena de facturas a 140 pesos y tres prepizzas por 100 pesos.

 

“Lo hicimos con un grupo de panaderías que nos pusimos de acuerdo, con el objetivo que sean de buena calidad. Yo soy panadero, no me pueden decir que no se puede hacer calidad con este precio”, destacó el dirigente y concejal lanusense del bloque Juntos por el Cambio.

 

Sobre la situación gremial, Ruiz admitió que “es difícil”. “Debido a esta situación, las confiterías grandes no tienen servicio de lunch, venden menos. Tratamos de acompañar al empresario para que nos acompañen a nosotros”, concluyó el dirigente.

 

Como parte de los acuerdos, se pagó el medio aguinaldo en dos veces, y se acordó que no se despida ni se suspenda al personal.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS