domingo 22 abril, 2018
Actualidad, Gremiales

Tensión en Cresta Roja: trabajadores paralizaron la producción en reclamo de salarios adeudados

>Redacción Redacción
enero 09, 2018

Los empleados de la avícola estuvieron una semana de paro en las dos plantas de Esteban Echeverría y Ezeiza. Ayer comenzaron nuevamente las tareas, luego de que se pagara parte de lo adeudado. Denuncian otra maniobra empresarial que buscaría generar un lock-out.

Por Diego Lanese

En la primera semana del año, los trabajadores de las dos plantas de Cresta Roja denunciaron que la gerenciadora de la firma suspendió la faena de animales, lo que dejó prácticamente paralizada la actividad, tanto en la planta ubicada en Esteban Echeverría como en Ezeiza. Además, la firma registra retrasos en los pagos de los salarios de diciembre, lo que derivó en un paro de actividades, que se levantó ayer, cuando se comenzó a cobrar parte de los salarios caídos. Pese a esto, los trabajadores se mantienen en alerta y denuncian un lock-out por parte de las tres empresas que conforman la nueva conducción.

Según le confirmaron a Política del Sur fuentes de la firma, ayer se comenzó a pagar en Cresta Roja parte de lo adeudado en concepto de premios, vacaciones y salarios de diciembre, por lo que los trabajadores normalizaron las actividades. La empresa ofreció liquidar la deuda en diez cuotas, pero las asambleas rechazaron esa posibilidad.

También informaron que la huelga se mantiene “latente”, es decir, hasta que Proteinsa pague todo lo adeudado.

No obstante, los trabajadores denuncian que “el proceso de vaciamiento continúa, no existe inversión ni en maquinarias ni insumos”, y agregaron que “los dueños del consorcio que explota la avícola continúa lanzando millonarios cheques sin fondo a los proveedores, anunciando que si paga todas las deudas exigidas en tiempo y forma no podrá mantener la alimentación de las aves”.

La semana pasada, Cresta Roja paralizó sus actividades, lo que generó alarma entre los trabajadores. Según los testimonios recogidos por Política del Sur, la empresa Proteinsa -que es la actual gerenciadora y está integrada por las firmas Ovoport, Tanacorsa y La Suerte- decidió suspender el ingreso de pollos, paralizando la faena. Por esto, desde este lunes los empleados ingresan a sus lugares de trabajo, pero no tienen tareas a realizar.

“Es un típico lock-out patronal, parte del vaciamiento que venimos denunciando desde hace un tiempo”, le dijo a este portal uno de los empleados del lugar. Tanto en la planta de Ezeiza como en la de Esteban Echeverría se comenzaron a realizar asambleas, hasta que se decidió el paro.

A comienzos de diciembre, Cresta Roja fue otra vez noticia cuando se supo que Ovoport iba a entrar en concurso preventivo de acreedores. A partir de entonces, en las dos plantas, los trabajadores se pusieron en alerta. Uno de los puntos que más preocupa a los empleados es la inminente quiebra de Ovoport, que vinculan con “una maniobra especulativa”.

Es que, en los argumentos para declarar la cesación de pagos, se habla de un incendio que afectó en julio pasado la planta de incubación de Proteinsa en San Miguel del Monte. Sin embargo, los empleados creen que fue “un incendio intencional”.

Comments

No comments found!

Leave a Comment

Your email address will not be published.