sábado 21 julio, 2018
Actualidad, Policiales

Pablo Ghisoni: “Esto es todo una farsa para poder dilatar la restitución de los menores”

>admin admin
abril 12, 2018

Luego de la movilización frente a la clínica Juncal, el doctor Pablo Ghisoni desmintió las acusaciones en su contra y apuntó contra su ex esposa.

El obstetra y ginecólogo Pablo Ghisoni, acusado por su ex esposa de abusar sexualmente de dos de sus hijos, dialogó de manera exclusiva con el programa radial Política del Sur. El médico aseguró que es “todo una farsa” que plantea la mujer para quedarse con la tenencia de los menores.

 

La ex esposa del médico, Andrea Vázquez, encabezó la semana pasada una protesta en la entrada del sanatorio Juncal de Temperley, partido de Lomas de Zamora, para exigir la destitución del profesional por una causa penal que denuncia el abuso a sus hijos menores de edad. Sin embargo, Ghisoni no posee ninguna imputación, por lo que la clínica no ha tomado medidas.

 

“Mi situación laboral no se vio afectada. Yo sólo soy ‘denunciado’, lo que no me hace responsable de nada ni culpable. Mis funciones en la clínica se mantienen igual. Es más que evidente que esto es todo una farsa para poder dilatar la restitución de los menores”, evaluó Ghisoni en exclusiva para este medio.

 

El caso empezó tres años después de la separación, cuando Ghisoni consiguió en 2012 la tutela de los hijos porque la madre no cumplía con el régimen de visitas ni con los partes médicos y psicológicos que solicitaban desde el tribunal. Vázquez obtuvo en 2016 estar sobre el cuidado de los chicos en forma ilegítima hasta que el Juzgado solicitó la restitución.

 

Según relata el acusado, Vázquez inició la denuncia para “demorar y evitar” la revisión tutelar y así no perder la potestad sobre los menores. La denuncia fue presentada por la trabajadora social Nora Schulman, quien, según precisó el ginecólogo, “era pagada para hacer el diagnóstico psicológico de los chicos” con su propio cuerpo de psicólogos, por lo cual no tendría relación con el Juzgado.

 

Hasta hoy, tanto la madre como su actual pareja, Agustín Urrutia, y el resto del círculo familiar, tienen una prohibición de acercamiento de 500 metros sobre los chicos, restricción que no cumple por vivir con los dos más chicos. En cuanto al hijo mayor, decidió por cuenta propia mantener la convivencia con su padre.

 

La prueba que involucra al médico de la Juncal es el resultado de una Cámara Gesell al que fue sometido el menor de los nenes, cuya evaluación sostiene que “el discurso del niño fue inducido”. Además, Vázquez había acusado que se la diagnosticó con el Síndrome de Alienación Parental (SAP), que determina una patología por la cual la madre incitaría al chico a denigrar al padre y a negarse a tener contacto con él, cosa que -aseguró Ghisoni- “es totalmente falsa”.

 

“Lo único que hay de la causa penal es una Cámara Gesell, donde el informe dice que hay un discurso del menor atravesado por palabras de adultos, un chico preparado”, afirmó el sospechoso, y aclaró: “Hay una pericia psiquiátrica donde habla de una mujer manipuladora, narcisista, y da un diagnóstico que condice bastante con lo que ella hace”.

 

El juez Gustavo Damián Lullo, avalado por la Corte Suprema de la Provincia de Buenos Aires, determinó que hasta que no sea demostrado el abuso, los menores deben vivir en un hogar alternativo.

 

A pesar de que Vázquez tiene fotografías y la confirmación de un perito de parte por las lesiones anales del hijo más chico, Ghisoni negó “totalmente” el abuso y advirtió que “hay demasiados hilos sueltos en la causa”. La denuncia incluye tanto al obstetra como al hijo más grande. Sobre esta pericia, el médico contó que fue hecha “un año y ocho meses después de que los chicos conviven con ella”. En ese sentido, se preguntó: “¿Quién fue el responsable de las lesiones?, porque no había ningún signo de abuso antes de marzo de 2016.”

Política Del Sur
Redactor
Política del sur es un medio de comunicación radial, impreso y digital que trata temas políticos, gremiales y sociales de la tercera sección con la verdad como bandera. Más de 10 años de trayectoria avalan nuestro profesionalismo y conocimiento sobre la materia contando como nadie todo lo que ocurre en la zona sur. Por eso podemos decir que la nuestra es La verdad. Bien contada.

Comments

No comments found!

Leave a Comment

Your email address will not be published.