lunes 24 de febrero de 2020 - Edición Nº3541

Gremiales | 14 ene 2020

NUEVA LEY DE PARITARIAS

La Fesimubo alertó que las comunas deben dar estabilidad a contratados por un año

Ante los despidos en algunas Municipalidades, la federación recordó que la ley 14.656 obliga a pasar a planta a quienes cumplen un año como contratado. La entidad recordó que “los trabajadores comunales con más de un año de antigüedad no son contratados sino efectivos luego de un año”.


En algunas comunas de la provincia donde hubo cambio de color político en el gobierno se produjeron algunos despidos, que si bien no son tan masivos como los que se dieron en varias jurisdicciones en 2015, generaron la alarma de los gremios. Desde la Federación de Sindicatos Municipales Bonaerenses (Fesimubo) emitieron un comunicado donde denunciaron la situación, en especial entre empleados que no tienen estabilidad laboral, es decir, son contratados. La entidad que lidera Rubén “cholo” García recordó que según la nueva ley de paritarias municipales, ese personal al cumplir el año no debe ser recontratado, sino pasado a planta permanente. “Desde la vigencia de la ley 14.656 ningún trabajador con más de un año de antigüedad es contratado”, dijo la entidad, mediante un comunicado. En los últimos días, en comunas como Pilar o La Plata, hubo varios despidos de este tipo, lo que generó la reacción de la federación.

 

En el texto, firmado por García, la Fesimubo repudió “los despidos producidos en varios distritos provinciales hacia fines de diciembre último”, y explicó que “los trabajadores comunales con más de un año de antigüedad no son contratados sino efectivos luego de un año”.

El dirigente sindical cuestionó de esa forma las cesantías producidas hacia diciembre de 2019 en varios distritos municipales y afirmó que “no existe un solo contrato laboral y legal registrado en el Ministerio de Trabajo provincial en ninguna de las 135 comunas”.

El dirigente gremial subrayó que la norma que determina las relaciones laborales provinciales especifica en su artículo cuarto que "el trabajador municipal adquiere estabilidad al año de su nombramiento". "Ello es así de no mediar de forma previa una oposición fundada y notificada por autoridad competente. El contrato es una carátula mentirosa que utilizaron los intendentes -a veces durante varios años- como un fraude laboral, al considerar a ese personal como mensualizado. El jefe comunal decreta, renueva o no esa figura según quiera", señaló.

García, quien conduce una organización que agrupa a unos 200 mil trabajadores municipales bonaerenses, explicó que subsiste de parte de muchos intendentes "una concepción ideológica que permite dar de baja contratos y dejar gente en la calle".

 

"La ley 14.656 señala que el contratado realiza tareas distintas al empleado municipal. Al contratar personal por tres o cuatro meses para poder árboles, la relación laboral concluye con ese período predeterminado. Debe existir un contrato previo y consentido por el trabajador, firmado por el responsable comunal y registrado en Trabajo", puntualizó.

 

El dirigente sostuvo que ello "es inexistente en la totalidad de los municipios", por lo que facultó a los gremios de base de la Fesimubo a confeccionar listas con los números de legajo y antigüedad para que sean presentadas a fin de agotar "la vía administrativa".

En otro orden, García expresó que una delegación municipal de Viena, Austria, llegó a la Argentina para estudiar "la realidad sectorial nacional", y adelantó que mañana irá a San Isidro, gobernado por Gustavo Posse, para imponerse del "sistema comunal de salud".

El dirigente, también titular de la Confederación de Trabajadores Municipales de la Internacional de Servicios Públicos de las Américas (Contram), recibió ayer martes a una delegación del YOUNION (Sindicato Nacional de Trabajadores y Trabajadoras Municipales de Austria), que recorrió primero el Hospital Central de San Isidro y luego el Hospital Materno Infantil, ambos municipales. Finalizaron con un almuerzo de camaradería en la sede del gremio de ese distrito del norte del conurbano bonaerense.

 

De la recorrida participaron el secretario de salud de San Isidro Juan Viaggio, el Presidente del Sindicato (YOUNION) Christian Meidlinger y el Jefe del Departamento de Relaciones Internacionales y Unión Europea, Thomas Kattnig, el secretario general de la Fesimubo, Rubén García, junto a miembros del Grupo de Trabajo en Relaciones Internacionales de la confederación nacional de municipales, entre ellos Oscar Canteros, Hernán Doval, María José Lacoste y Daniel Ferro.

 

La visita tuvo por objetivo interiorizarse de la organización y funcionamiento del servicio municipal de salud pública, fundamentalmente de dos de sus hospitales: el Central y el Materno-Infantil y de la acción del Sindicato local en los mismos, para lo cual sumaron a la visita, los miembros de la comisión directiva del sindicato de Trabajadores Municipales de San Isidro: Gustavo Gómez en el Hospital Central, Adriana Baigorria y Rosa Bonifacio en el Hospital Materno-Infantil.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS