viernes 06 de diciembre de 2019 - Edición Nº3461

Lanús | 20 nov 2019

EL FUTURO DE LA UCR

Nicolás Teodosiu quiere que el radicalismo conduzca "la locomotora de Cambiemos"

El dirigente radical de Lanús insistió en su postura de ser “orgánico” con las decisiones que el partido centenario tomó al momento de conformar Cambiemos, más allá de las diferencias. Aunque sostuvo que la UCR no debe abandonar el frente, aclaró que a partir de ahora tendrá que ser el “protagonista” e “influir en la agenda pública”. Además, consideró que en materia socioeconómica, el presidente Mauricio Macri será recordado por haber conducido “un gobierno que fracasó”.


A días de que finalice el mandato de Mauricio Macri como Presidente de la Nación y de que el intendente de Lanús, Néstor Grindetti, renueve el suyo, las discusiones dentro de la Unión Cívica Radical (UCR) sobre el lugar que ocupará a partir de ahora dentro de Juntos por el Cambio se agudizan, como así también las diferencias entre distintos sectores del partido y con el frente electoral.

 

En ese marco, el dirigente radical de Lanús Nicolás Teodosiu habló con Política del Sur y negó que su espacio centenario tenga que salir de Juntos por el Cambio y armar una propuesta sin el PRO y la Coalición Cívica. Sin embargo, insistió en la necesidad de que la UCR genere mayor protagonismo. O mejor dicho, que sea el protagonista.

 

El referente boina blanca sostuvo que lo que se plantea es “que el radicalismo se tiene que transformar en el actor principal o protagónico de este armado electoral, debe tratar de influir en las decisiones en las políticas que se van a impulsar desde la oposición”.

 

Asimismo, indicó: “Que nuestra idea predomine dentro del ámbito de Cambiemos (hoy Juntos por el Cambio) y sean nuestras políticas las que impulsemos para tratar de influir en la agenda pública. Todos los radicales somos conscientes de que el radicalismo tiene que transformarse en la locomotora de Cambiemos.”

 

En Lanús

 

En el ámbito local, Teodosiu aclaró que hay tres sectores de correligionarios “bien marcados”: por un lado, el de quien conduce, Leandro Bechara Arcuri, el menos crítico a la gestión del gobierno nacional y municipal; por otro, el de los dirigentes que apoyaron a Edgardo Depetri en las elecciones pasadas; y por otro, el suyo, que según interpretó, “viene bregando desde hace cuatro años para que el radicalismo tenga otro rol dentro de Cambiemos, un rol más protagónico, menos silencioso, marcando su diversidad y respetando su autonomía”.

 

Si bien el dirigente -quien además integra la Mesa Ejecutiva del Comité Provincia- aseguró que mantiene “diálogo con todos los sectores”, en cuanto a la actual conducción del partido admitió que tiene “diferencias”, pero aclaró: “Yo lo discuto internamente y fuertemente y trato de influir para que se modifiquen algunas actitudes. Pero siempre mi acción es dentro de la orgánica del partido.”

 

Es que, con respecto al sector que apoyó a Depetri, se mostró en desacuerdo con esa decisión, al indicar que “no fueron orgánicos, no respetaron la decisión orgánica de la Convención Nacional y Provincial”.

 

Y añadió: “Ellos tendrán sus razones, pero mi posición es que, más allá de las diferencias tanto a nivel nacional, provincial y municipal, uno debe manejarse siempre en el ámbito de los acuerdos que decidieron los cuerpos orgánicos del partido.”

 

Por esa razón, no criticó la actitud del oficialismo local de apartar a Lucas Folino del bloque en el Concejo Deliberante.

 

Elecciones y después

 

Nicolás Teodosiu también dio su parecer sobre los resultados de las elecciones de octubre. A nivel nacional, como ya había pronosticado en otras oportunidades, dijo que “era previsible” la derrota de Mauricio Macri, a sabiendas de la gran diferencia que obtuvo en las PASO.

 

En ese sentido, manifestó que, por un lado, el Jefe de Estado será recordado como el primer presidente no peronista, después de Alvear, de haber sido elegido democráticamente y haber terminado su mandato, lo que implicó “un avance institucional”.

 

Pero por otra parte, aseguró que en materia social y económica, el de Cambiemos será recordado “como un gobierno que fracasó, teniendo en cuenta los propios parámetros y objetivos que se había planteado Macri al asumir la Presidencia”.

 

“Deja un país con más inflación, con más pobres, con una caída del Producto Bruto Interno en cuatro años de manera marcada, con una caída del salario real, con pérdida de trabajo y con mayor endeudamiento”, enumeró el dirigente.

 

Por el contrario, sobre la reversión que logró hacer Néstor Grindetti, lo cual lo llevó a ser reelecto, destacó que “se dio un fenómeno extraordinario, que fue un corte masivo de boleta”, lo que significó que “evidentemente, la ciudadanía de Lanús premió la gestión de Grindetti”.

 

“Se hizo una campaña muy municipalizada. La táctica de despegarse de las candidaturas de (la gobernadora María Eugenia) Vidal y Macri fue efectiva”, añadió.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS