sábado 07 de diciembre de 2019 - Edición Nº3462

Gremiales | 8 ago 2019

CONFLICTIVIDAD

Gremios aeronáuticos profundizan su rechazo a la política oficial en el sector

Esta semana volvieron las protestas por el acuerdo de “cielos abiertos” y la situación general de las empresas del sector. Hubo actos en Ezeiza, más una campaña de afiches contra la estrategia oficial. Dicen que hay “una crisis estructural”, que puede terminar con despidos masivos. La semana que viene habrá nuevos actos, en el marco del pedido de “emergencia aerocomercial” que quiere declarar el Congreso.


Por:
Diego Lanese

Con una campaña de carteles y una protesta en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza, los gremios aeronáuticos reanudaron su plan de lucha contra las políticas para el sector del gobierno de Mauricio Macri. Divididos en dos grandes bloques, los sindicatos siguen protestando por el acuerdo de “cielos abiertos” firmado con Estados Unidos, que -dicen- afectará a las empresas nacionales, en especial a la compañía de bandera Aerolíneas Argentinas. Además, reclaman la intervención oficial en conflictos en empresas como Avianca, que dejó de operar y debe salarios. Para colmo, el cierre de la base de operaciones de Flybondi en Córdoba reavivó las versiones de un cierre a fin de mes, un duro golpe para la estrategia de potenciar las “low cost” en el país.

 

Las nuevas protestas del sector se realizaron sin afectar los vuelos, ya que la semana pasada las asambleas generaron cancelaciones, que por lo general son usadas para criticar a los gremios. En estos días, en Ezeiza, Aeroparque y otras terminales se pueden ver carteles firmados por la Asociación Argentina de Aeronavegantes (AAA) y ATE-ANAC, que rechazan la actual política del gobierno nacional.

 

“No a la entrega de nuestros cielos”, rezan los afiches pegados por estas dos organizaciones, que vienen trabajando en conjunto rechazando los acuerdos con Estados Unidos y otras formas de liberalizar el sector aerocomercial.

 

“Estamos con esta campaña de repudio a las políticas del gobierno de Macri y vamos a realizar asambleas en conjunto con Aeronavegantes para analizar la situación”, le confirmó a Política del Sur Marcelo Belelli, titular de ATE-ANAC. El dirigente aclaró que por el momento “no hay afectación de servicios”, pero advirtió que el gremio mantendrá el alerta y la semana que viene se realizarán “nuevas protestas”.

 

“Se trata de una parte de la campaña de visibilización y protesta que realiza el gremio aeronavegante en defensa de la industria aeronáutica nacional”, señaló por su parte Juan Pablo Brey, de la AAA. El dirigente de los tripulantes de cabina rechazó “las políticas de ajuste” del Ministerio de Transporte y denunció “la cancelación de rutas, la devolución de aviones, los salarios impagos a los trabajadores de la actividad y despidos”.

 

Estas dos entidades formaron una alianza para trabajar en un plan de lucha conjunto y se diferenciaron del gran bloque de gremios del sector, que forman el espacio denominado Sindicatos Aeronáuticos Unidos, formado por seis agrupaciones: APTA, APA, UPSA, UALA, APLA y Atcpea.

 

Este grupo hizo el lunes pasado una protesta en varios sectores del Aeropuerto Internacional de Ezeiza, retomando el plan de lucha anunciado hace unos días para denunciar no sólo “el fracaso de la política aérea” del gobierno de Cambiemos, sino también la “situación de agonía” en que se encuentran varias empresas del sector, incluida la estatal Aerolíneas Argentinas. La medida no incluyó la cancelación ni retrasos de vuelos y se repetirá dentro de dos semanas en el aeropuerto de Córdoba.

 

Por estos días existen varios conflictos en empresas del sector, comenzando por Avianca, que dejó de operar y debe salarios a todo su personal, y podría despedir a alrededor de 400 empleados. Además, la “línea aérea low cost” Flybondi decidió comenzar un proceso de desmantelamiento de su base en Córdoba, luego de haber anunciado pérdidas millonarias.

 

De esta manera, trasladará uno de sus aviones a El Palomar e intenta convencer a los trabajadores que se muden a la provincia de Buenos Aires. Esto reavivó la versión de una quiebra inminente, lo que sería un fracaso de las políticas del Gobierno.

 

Los Sindicatos Aeronáuticos Unidos vienen apoyando la declaración de la “emergencia aeronáutica”, que un grupo de legisladores elevaron al Congreso Nacional para tratar a partir de un proyecto de ley. Fuentes del sector afirman que se trata de “una definición política” que puede ayudar “pero no resuelve el nudo del problema”.

 

“Necesitamos una nueva política para el sector, que saque de la crisis estructural que se generó con esta estrategia que incluye ‘low cost’ y liberalización de los cielos”, agregó la misma fuente, ante la consulta de Política del Sur.

 

El mes pasado, los dos grandes bloques gremiales lanzaron las primeras protestas para repudiar el acuerdo firmado por el país y Estados Unidos, que permite una serie de ventajas a las compañías norteamericanas y que podrían afectar las operaciones de las  empresas nacionales, en especial Aerolíneas Argentinas.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS