viernes 18 de octubre de 2019 - Edición Nº3412

Policiales | 5 jul 2019

SIMULABAN ALLANAMIENTOS

Cayó una banda de falsos policías que cometían entraderas en Avellaneda

Cinco delincuentes fuertemente armados fueron sorprendidos cuando simulaban ser miembros de la fuerza para desvalijar una casa en la localidad de Gerli.


Una banda de falsos policías que simulaban allanamientos fue desarticulada este jueves por efectivos de la Policía Bonaerense que sorprendieron a los delincuentes en el interior de una vivienda de la localidad de Gerli durante una entradera.
 

Como resultado del operativo, fueron detenidos cinco hombres fuertemente armados que se hicieron pasar por miembros de la fuerza para desvalijar un domicilio ubicado en José Ingenieros 530, en Avellaneda. Tenían en su poder un vehículo, cinco armas de fuego de distintos calibres, camperas, chalecos y gorras con inscripciones de la Policía Federal, cinco celulares y dos barretas utilizadas para ingresar a la propiedad.


Un llamado al 911 alertó al personal policial del Comando de Patrullas local que asistió al lugar y constató la presencia de un auto en marcha estacionado en la vereda, marca Volkwagen Vento color negro, con un hombre a bordo. 


Los uniformados advirtieron la situación y solicitaron apoyo en la zona. Tras la llegada de otros móviles, dieron la voz de alto y el hombre que descendió del rodado manifestó ser integrante de la Policía de Quilmes. Sin embargo, fue aprehendido, al igual que los demás integrantes de la banda, que permanecían dentro de la casa y se entregaron minutos más tarde.


Según se estableció, ninguno de los detenidos pertenecía a una fuerza de seguridad. Entrevistados los agentes con el propietario del domicilio, éste contó que momentos antes había sido reducido por los ladrones disfrazados de policías, que simularon un allanamiento y le “revolvieron toda la casa”.


Tras el arresto, los investigadores pudieron determinar que la patente del Volkwagen había sido adulterada y que una pistola 9 milímetros hallada entre las pertenencias de los malvivientes tenía pedido de secuestro solicitado en la provincia de Santa Fe.


La fiscal Solange Cacerez, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 3 Descentralizada de Avellaneda, dispuso la aprehensión de los cinco implicados en el hecho, quienes permanecen tras las rejas acusados de “robo calificado por  el uso de arma de fuego en poblado y en banda. Portación ilegal de arma de guerra. Portación ilegal de uso civil”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS