miércoles 26 de junio de 2019 - Edición Nº3298

San Martín de Burzaco | 29 abr 2019

PRIMERA C

El Chiqui salvador

Con un golazo de David Ledesma a cinco de la final, San Martín le ganó 1-0 a Midland y salió de la zona de descenso. Los de Ferraresi rompieron una racha de ocho partidos sin ganar y dependen de sí mismos para salvarse.


En un partido con todos los condimentos, expulsados, atajadas, goles y hasta lesionados que no pudieron salir de la cancha, San Martín ganó su final en Burzaco, rompió una seguidilla de ocho juegos sin conocer la victoria, salió de la zona de descenso directo y lo metió a Berazategui en la zona roja.

El partido comenzó con la presencia de Angelini, que ya a los cuatro minutos avisaba para el local con un remate cruzado que pasó cerca del palo derecho de Mansilla. 

Tras ese buen inicio, los de Burzaco se quedaron sin nafta y comenzaron a perder profundidad en el terreno de juego. Recién a la media hora fue el Chiqui Ledesma quien generó una oportunidad tremenda con un remate desde afuera del área que hizo lucir a Mansilla, quien mandó al córner el balón con una volada impresionante.

Ocho minutos después, el partido se iba a quebrar. Lucas Vera, de gran primer tiempo, se escapó por izquierda y la punteó ante Quinteros, que le terminó pegando una patada terrible digna de roja. Pafundi actuó de esa manera y expulsó al lateral del conjunto visitante, que tuvo que rearmarse con línea de tres.

A pesar de tener un jugador menos, la visita llegó con un tiro libre de Cardozo que atajó Scurnik con rebote, y en el mismo se lo perdió Siena debajo del arco. La réplica llegó dos minutos después con tiempo cumplido y fue por vía área: Bruno Rodríguez metió un buen testazo, pero otra vez Mansilla se hizo presente en la tarde de Burzaco.

San Martín se iba al segundo tiempo con la misma sensación de otros encuentros: haciendo todo para ganar, pero no logrando la ventaja. Y esa era la cuenta pendiente de cara al complemento.

Por eso fue que el conjunto de Burzaco salió con todo y lo tuvo a los once minutos con un testazo del Chiqui Ledesma que pasó pegado al palo izquierdo de Mansilla.

Promediando el segundo tiempo, el partido entró en un gran bache del cual no se pudo salir hasta casi el final. Ferraresi intentó romper con la aburrida monotonía con los ingresos de Tello, Paolorossi y Noblea, mientras que la visita se replegaba en busca del punto.

A falta de cinco minutos para que termine el partido, llegó el desahogo en Burzaco. Rodríguez inició la contra y tocó para Noblea, el delantero ingresado habilitó a Ledesma, que metió un derechazo fulminante al ángulo izquierdo de Mansilla, que no pudo hacer nada ante semejante remate. Delirio y fiesta en Burzaco.

Desahogo tremendo tanto para Ledesma como para todo San Martín, que no se replegó y contó con chances de ampliar el marcador. Bruno Rodríguez lo tuvo con un cabezazo tremendo cerca del palo izquierdo de Mansilla, y ya con el tiempo de descuento cumplido, Angelini lo tuvo con un tiro libre que se fue desviado.

En fin, gran triunfo de San Martín en condición de local, que rompió una racha de ocho encuentros sin ganar y lo dejó fuera de la zona roja por una fecha más. La nota positiva viene por el lado de que el Azul depende de sí mismo para salvarse: si gana las tres fechas que quedan, jugará en la Primera C una temporada más.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS