miércoles 19 de junio de 2019 - Edición Nº3291

Avellaneda | 12 abr 2019

MEDIDA DE FUERZA

Denuncian agresiones durante el paro de varias líneas de colectivo

Por el despido arbitrario de un de un chofer de las líneas 540, 553, 551, 277, 550 y 542 cumplieron cuatro días de paro total. Hoy el servicio funciona por la intervención del Ministerio de Trabajo. Sin embargo, prevalece la medida de fuerza de Expreso Lomas por otro conflicto.


Mientras los choferes desarrollaban una asamblea para evaluar la adhesión al paro convocado desde distintas empresas de colectivo, fueron interrumpidos por “una patota” que en forma violenta intentó hacer circular las unidades, denunció Pedro Rodríguez, referente de las líneas 540 y 553.

Desde el lunes no circulaban los recorridos de ningún ramal de la 540, 553, 551, 277, 550 y 542 en solidaridad por el despido “arbitrario” de Alejandro Medina, uno de los choferes de la empresa Cía-La Paz, aclaró el referente, que sumó como motivos de la medida de fuerza “malas condiciones de trabajo, mal mantenimiento de las unidades y los casos de inseguridad” registrados arriba de los vehículos.

El paro fue levantado ayer a la tarde por el dictado de conciliación obligatoria del Ministerio de Trabajo bonaerense.

Cuando los empleados estaban en la terminal de la línea 277, ubicada en Camino Negro y Ejército de Los Andes, en el partido de Lomas de Zamora, ingresó “una patota a querer romper la medida, prendieron fuego un colectivo, quiso sacar las unidades a la fuerza”, describió Rodríguez al aire de Política del Sur.

El relato del referente de los trabajadores incluyó una secuencia de disparos, el traslado hacia un hospital de los heridos y hasta la detención de uno de los agresores.

Los incidentes ocurrieron el martes, tras haberse cumplido el plazo de la conciliación obligatoria original -por los primeros veinte días de conflicto- con la firma Cía-La Paz, la cual hasta ahora no se pronunció respecto a la desvinculación del chofer. El conflicto prevalecerá hasta lograr la reincorporación de Medina.

Las sospechas sobre el origen de la “patota” se basan en que podría llegar a responder a Miguel Bustinduy, un exsecretario gremial de la Unión Tranviarios Automotor (UTA) que en las últimas elecciones internas del sindicato se presentó en una lista alternativa y no pudo participar, según denunció Rodriguez.

La desvinculación del chofer de las líneas 551 y 542 “fue arbitrario bajo el argumento de que discutió con un jefe del taller”, comentó su par de la 540. Por el momento no hay antecedentes de despidos similares.

Mientras los empleados de la empresa Expreso Lomas correspondientes a las líneas 165, 112 y 243 mantienen el paro del servicio desde hace más de un mes por falta de unidades y bajo la denuncia de un vaciamiento. Los trabajadores juntaron firmas de los usuarios durante la semana en distintas estaciones de trenes para sumar adhesiones al conflicto.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS