jueves 21 de marzo de 2019 - Edición Nº3201

Almirante Brown | 27 dic 2018

#ELEGÍLUCES

¿Tuvo éxito la campaña antipirotecnia en la región?

El referente de TGD Padres TEA en la localidad de Claypole, Carlos Rodríguez, aseguró que fue una Navidad “más tranquila”, pero consideró que, en parte, pudo haber sido por la crisis económica. ¿Se repetirá en Año Nuevo? También anunció que prepararán un proyecto de ley provincial para regularizar la comercialización de pirotecnia.


Las redes sociales funcionaron una vez más como motores de difusión masiva de una campaña que se gestó hace casi diez años y recién ahora comienza a dar frutos: el no uso de la pirotecnia en Navidad y Año Nuevo. En Twitter, las consigas #NoAlaPirotecnia fueron consignas compartidas por miles de personas con fotos de sus familiares o mascotas.

Esta Navidad, los fuegos artificiales brillaron, pero por su ausencia. Así lo afirmó el referente y cofundador de TGD Padres TEA de Claypole, Carlos Rodríguez, una agrupación que nuclea a padres y familiares de personas con autismo en todo el país.

“Se notó que hubo menos”, opinó Rodríguez, abuelo de un chico autista, y remarcó que esperaban “mucho más”.

Y agregó: “No sé si fue por cuestiones económicas o si realmente fue por la concientización que se hizo a través de las redes y algunos folletos que se repartieron sobre la pirotecnia de bajos decibeles”, cuestionó.

El titular de la agrupación en Claypole destacó que el Municipio de Almirante Brown, si bien no cumple con una ordenanza antipirotecnia como otros distritos de la región, llevó adelante una campaña de concientización y trabajos para regularizar la comercialización y uso de pirotecnia. Sin embargo, remarcó que el partido “es muy amplio” y aseguró que “la ilegalidad está siempre”.

El próximo año llevarán al Congreso de la provincia de Buenos Aires un proyecto de ley para prohibir el uso, depósito y venta de pirotecnia, con el objetivo de evitar los efectos colaterales que su ruido produce en la salud de personas con autismo y animales.  

“En algunas ciudades del interior existe la ‘pirotecnia cero’, donde el municipio regula un poco la venta de pirotecnia libre con bajo sonido y más luz”, indicó.

En este sentido, aclaró que junto con el Sindicato de Obreros y Empleados de la Industria del Fósforo, Encendido, Pirotecnia, Velas y Afines (Soeifepva) de su localidad, habían “consensuado, a través de distintas reuniones, pedirles a los fabricantes y distribuidores que sea una pirotecnia menos sonora y que sea más de luces, dentro de los decibeles que las personas con autismo y los animales pueden tolerar”.

“Queremos llegar a un control total, no queremos prohibirla en su totalidad porque sabemos que es fuente de trabajo y que hay familias que dependen de eso”, especificó.

Por último, Rodríguez señaló que para Año Nuevo, la fecha festiva donde se suelen escuchar más fuegos artificiales, la organización preparará este domingo desde las 9 en la feria de Don Orione una jornada para volantear y concientizar. “Vamos a pedir más comunidad y familia con más luces y menos ruido”, finalizó.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS