viernes 16 de noviembre de 2018 - Edición Nº3076

Arsenal | 4 nov 2018

Arsenal ya piensa en el sabor del encuentro

Si bien cortó una racha de cuatro victorias consecutivas, el presente del equipo de Sarandí es más positivo, ya que se ubica tercero en la tabla y a cinco unidades de la punta. Tras el empate ante Independiente Rivadavia, ya piensa en el duelo especial del lunes como local ante Quilmes, un partido muy esperado por la gente.


El empate 1-1 contra Independiente Rivadavia de Mendoza le hizo cortar a Arsenal de Sarandí una serie de cuatro victorias consecutivas y hasta le volvieron a marcar un gol después de 343 minutos. Sin embargo, el equipo del Viaducto lleva cinco fechas sin perder y ya se ubica tercero en la tabla de la Primera B Nacional con 15 puntos, a 5 del líder, Sarmiento de Junín.

La semana de trabajo de Arsenal tiene como objetivo el compromiso del lunes por la noche como local ante Quilmes, un partido más que especial para toda la gente de Sarandí. Planificando lo que será el duelo contra el Cervecero y lo que dejó el empate en Mendoza frente a la Lepra, el entrenador Sergio Rondina, el arquero Maximiliano Gagliardo y el defensor Aníbal Leguizamón Espínola se refirieron al presente del equipo.

En primer lugar, “El Huevo” Rondina, con la mesura que lo caracteriza, manifestó: “Queríamos ganar, pero la verdad, nos fuimos conformes de Mendoza. Yo como técnico nunca había sumado un punto en Mendoza cuando vine. Para nosotros es un punto valioso, ya que no todos los equipos que vayan allá van a llevarse algo. Hay que valorar el punto porque no somos candidatos ni somos el súper equipo, no podemos pretender ganar todos los partidos, aunque la gente se puede ilusionar. Nosotros debemos tener la cabeza fría porque en esta categoría no te podés dormir ni creértela. Además, en lo personal, estoy feliz con mis jugadores porque dan todo en los entrenamientos, se matan por jugar, y ahora hay que poner la cabeza en Quilmes, que para la gente significa mucho ese partido.”

A su vez, el arquero Maximiliano Gagliardo declaró: “Hay que pensar en Quilmes porque sabemos lo que significa para el club, los dirigentes y los hinchas. Debemos repetir el primer tiempo que hicimos en Mendoza y en los últimos partidos, siendo efectivos como en la mayoría de los partidos del torneo.”

En tanto, el defensor Aníbal Leguizamón Espínola -sobrino de los históricos “Cafú” y “Junior” Espínola-, que se ganó la titularidad tras la lesión de Rubén Zamponi, afirmó: “Nosotros ya pusimos la mente en Quilmes. Sabemos lo que significa ganar ese partido para la gente, va a ser muy importante el apoyo de local que tengamos porque el rival va a venir con todo a nuestra casa a querer ganar con sus armas.”

En lo futbolístico, Arsenal de Sarandí entrenará lo que resta del fin de semana por la mañana y el domingo quedará concentrado en las instalaciones del club, a la espera del compromiso del lunes a las 21.05 contra Quilmes, encuentro que será televisado y corresponde a la novena fecha de la Primera B Nacional.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS