lunes 23 octubre, 2017
Actualidad, Policiales

Asalto y secuestro a una familia que salía de comprar en La salada

>Redacción Redacción
septiembre 20, 2017

Ocurrió ayer por la madrugada en la intersección de la avenida General Paz y la autopista Dellepiane. La familia es oriunda de Mendoza.

Una familia integrada por dos hombres, dos mujeres y una niña pequeña fue asaltada ayer por la madrugada después de haber hecho una importante compra en la feria La Salada. Tenía en su poder varias bolsas de ropa.

La familia es oriunda de la provincia de Mendoza y había llegado a Buenos Aires a bordo de su Fiat Ducato para concurrir al complejo comercial.

En un momento, en la intersección de la avenida General Paz y la autopista Dellepiane, su vehículo fue chocado por un auto y frenado por otro que se le cruzó por delante. De esos dos automóviles bajaron al menos cuatro delincuentes dispuestos a robarle a la familia todas sus pertenencias.

“Nos decían que nos iban a matar. Nos robaron todo, la mercadería y el dinero. Nos hicieron tirarnos al suelo de la camioneta y nos golpearon. Alguien nos marcó cuando salimos de La Salada, estoy seguro”, afirmó el padre de la familia en declaraciones ante la prensa.

Justo detrás de la escena circulaba un director ejecutivo de la cárcel de Marcos Paz. Los ladrones creyeron que era un custodio de la familia y también lo redujeron. Así, las seis personas fueron subidas nuevamente a la camioneta y quedaron secuestradas. “No sé ni a dónde nos llevaron ni cuánto tiempo estuvimos secuestrados”, agregó el hombre.

Según los investigadores, los delincuentes no intentaron llevar a cabo un secuestro y jamás realizaron llamados a algún familiar con un pedido de rescate. Simplemente consideraron que la mejor manera de escapar era con los propios damnificados en su camioneta. Pero luego, las seis personas retenidas fueron liberadas ilesas en un descampado del partido de La Matanza.

“Tengo una nena de tres años que no para de llorar, está muy asustada con lo que pasó y tiene un golpe fuerte en la rodilla. Pasamos la noche en la Fiat Ducato, que por suerte no se la llevaron. Estamos todos golpeados porque nos pegaron culatazos en la cabeza y nadie nos aporta una solución”, dijo el padre de la familia, y agregó: “Ahora no sabemos cómo vamos a volvernos a Mendoza, no tenemos dónde quedarnos”.

Durante las primeras horas de la mañana, efectivos de la Policía Federal y de la Policía Bonaerense realizaban los procedimientos correspondientes para poder dar con los autores del hecho delictivo.

Comments

No comments found!

Leave a Comment

Your email address will not be published.